Actos de vandalismo en protesta de estudiantes

23 de febrero de 2013 - 00:00

Las actividades en la zona norte de Quito se vieron ayer interrumpidas por una movilización de los estudiantes del Colegio Central Técnico de esa ciudad, debido a que la concentración terminó en agresiones entre los manifestantes y policías que intentaban dispersarlos.

Los propietarios de locales y ciudadanos que circulaban la mañana de ayer por las calles Los Shyris y Gaspar de Villarroel indicaron que los alumnos empezaron con el cierre de vías, quema de neumáticos y colocación de barricadas para impedir el paso de los automotores.

Los líderes de la concentración indicaron que su protesta se debe a la supuesta intención de cambiar el nombre de la entidad, de Instituto Central Técnico a Unidad Educativa Temporal Central Técnica. Otra de las quejas de los adolescentes fue la posibilidad de implementación del bachillerato internacional en su colegio, lo que, según ellos, conllevaría la reducción de horas de materias técnicas para dar más materias teóricas.

En el transcurso de la mañana, pese a la presencia de gendarmes, las protestas fueron en aumento. Los manifestantes, según denunciaron los  propietarios de los locales de la zona, empezaron a irrumpir en los almacenes y destruyeron los bienes públicos, como discos  “Pare”, semáforos, paradas de buses. Además, se registró la destrucción  de vehículos de ciudadanos que laboran en ese sector.

Varios policías tuvieron que refugiarse en locales comerciales para evitar ser agredidos por la turba. Como resultado de estos desmanes, 54 estudiantes fueron detenidos y llevados a retenes policiales a la espera de que sus representantes se acercaran. De la misma manera, fueron apresados 8 mayores de edad que estaban en la protesta.

Luego de los incidentes, la viceministra de Educación, Mónica Franco, denunció la manipulación  de ciertos jóvenes por parte de partidos políticos. “Estos grupos políticos tienen por hábito manipular a los estudiantes y utilizarlos en las calles para fines no necesariamente edificantes”.

En una rueda de prensa dada en Guayaquil, Franco aseguró que el Colegio Central Técnico no perderá su carácter de técnico. “Seguirá siendo lo que ha sido durante decenas de años, un establecimiento emblemático de la ciudad de Quito, que forma profesionales a nivel de bachillerato de carácter técnico”.

La funcionaria añadió que ese establecimiento se encuentra en un proceso de consultoría para repotenciarlo.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: