Segunda fase de autodepuración institucional

322 policías son dados de baja por actos de corrupción

11 de junio de 2014 - 00:00
El ministro Serrano con la cúpula policial en el edificio de la Inspectoría, donde fue el anuncio. Foto: Miguel Jiménez | El Telégrafo

Segunda fase de autodepuración institucional

Por cometer delitos que van desde robo hasta asesinato, 322 policías fueron despedidos por orden ministerial como parte del programa de autodepuración implementado por la institución desde hace un año.

El ministro del Interior, José Serrano, manifestó que esta medida es necesaria para garantizar una Policía confiable. “Es la única institución que contempla procesos directos  de  autodepuración”, destacó. En junio del año pasado un grupo de 206 gendarmes ya fue dado de baja por similares razones.  

El comandante general de Policía, Rodrigo Suárez, explicó que en esta ocasión se consideró para la baja inmediata a 83 elementos que acumularon más de 2 mil horas de arresto; 126 que enfrentan juicios penales por delitos flagrantes y 113 sancionados por el tribunal de disciplina.

Entre los delitos más comunes cometidos por los gendarmes están la extorsión (19 casos), asesinato (16), tráfico de drogas (11), robo (10), torturas (8).

Igualmente fueron separados algunos oficiales, entre los que constan  un coronel, dos tenientes coroneles, dos capitanes, tres tenientes y tres subtenientes.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: