Arroyo se baña en oro en su último torneo como juvenil

13 de julio de 2011 - 00:00

Se trajo todas las medallas de oro en su categoría de 105 kilogramos del campeonato mundial de halterofilia, disputado en la Penang-Malasia, en días pasados.

El pesista Jorge David Arroyo, oriundo de Orellana, manifestó que no se esperaba coronarse como campeón del mundo, pero modestamente quería mejorar el récord que impuso en el 2010, en Bulgaria (oro en arranque, bronce en envión y plata en total). Este año las tres fueron doradas.

“Es una alegría muy grande haber traído un buen resultado al país, agradezco   a Luis Zambrano (presidente de la Ecuatoriana de levantamiento de pesas) y a Luis Pérez (entrenador), que estuvieron acompañándonos en el torneo. Esto significa que nuestro esfuerzo valió la pena”, manifestó el deportista.

En el certamen ecuménico también participó el ecuatoriano Fernando Tenorio, quien se ubicó en el octavo puesto. Ambos nacionales estuvieron presentes entre más de 300 participantes de 85 países del mundo.

En la categoría de David actuaron los 25 mejores, después de los selectivos que se realizan en cada país.

Jorge obtuvo su mejor participación en su última competencia como juvenil (19 años), pues ya en los próximos torneos tendrá que hacerlo en la modalidad senior.

“El campeonato de Malasia fue la despedida de juvenil. Fue muy importante para mí porque quería demostrar y dejar en claro que  ese título tenía que ser mío”, añadió.

El atleta reconoce que se le viene más responsabilidad y trabajo al participar con los mayores, pero admite que eso no lo inquieta mucho porque practicar  levantamiento de pesas es su vida.

Este nuevo reto lo afrontará en su próxima competencia en los Juegos del Alba, que se desarrollarán del 20 al 24 de julio en Venezuela, Barquisimeto.  “Vamos a ver una vez más sus destrezas  y a consolidar los resultados obtenidos en el Mundial para así mantener un régimen competitivo que responda a las expectativas de su preparación”, indicó el titular de este deporte, Luis Zambrano.

Luego de la actuación del país “cafetero” intervendrá en los Juegos Panamericanos de Guadalajara, a disputarse en octubre próximo; y después lo hará en la Copa del Mundo en París, Francia, en noviembre. En este último torneo, Arroyo espera alcanzar la clasificación para  los Juegos Olímpicos de Londres 2012.

“Hay muchos deportes que dan resultado como el fútbol u otros, pero yo me destaco en las pesas porque es lo que me gusta,  lo que amo y eso hace que no me llame la atención  ningún otro deporte. He tenido algunos incentivos para practicar otro (disciplina) pero esto es lo mío”, continúo tras consultársele sobre su  futuro como deportista.

De su parte, el presidente del Comité Olímpico Ecuatoriana, Danilo Carrera, también expresó elogios hacia el campeón juvenil.

“Es un verdadero orgullo para el COE y el Ecuador tener a un nuevo campeón mundial. Esto se debe a su trabajo, dedicación y disciplina. Nosotros seguiremos brindándole todo el apoyo posible para que siga con su carrera”, destacó Carrera.

El pesista tenía previsto viajar mañana a su ciudad natal, donde iba a ser recibido por sus familiares y coterráneos que le tienen preparado algunos reconocimientos por el logro obtenido. “Antes de viajar recibí mucho el apoyo de la gente y eso me motivó muchísimo”, concluyó.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: