Elijah Wood prefiere escoger personajes con “conflictos internos”

09 de octubre de 2012 - 00:00

El actor estadounidense Elijah Wood, protagonista de la película Maniac, cinta en la que interpreta a Frank Zito, un asesino en serie, afirma que siempre escoge “personajes que tengan conflictos internos”.

Wood argumenta que “los personajes con conflictos internos representan un reto y siempre funcionan a múltiples niveles”, si bien en el plano personal, asegura, espera que “no haya mucho” de él en Frank -el psicópata de ‘Maniac’- y sí cree que hay mucho de Frodo -el personaje de la trilogía de ‘El señor de los anillos’-.

De los personajes que escoge le atrae que le aporten experiencias y que supongan un reto para él, pero “por encima de todo”, lo que más le decide es que el “proyecto íntegro” le guste.

No oculta cierta satisfacción por haber encarnado a un psicópata, algo que rompe su tradicional imagen angelical. “Los personajes buenos son a veces un poco aburridos”, bromea.

No descarta, el joven actor, pasar algún día a la dirección y añade: “Me encanta todo el proceso y a medida que me hago mayor le presto más atención e intento involucrarme más en el proceso creativo, más allá de interpretar”, sin embargo aunque le encanta la idea todavía no ha encontrado un proyecto estimulante.

Para afrontar el difícil paso de niño actor a adulto no tiene una receta universal, pero en su caso en la “transición perfecta” tuvo mucho que ver su familia, y cita de manera especial a una “madre increíble” que desarrolló “un sentido del equilibrio” y permitió que tampoco se tomara el mundo del cine de manera muy seria.

Además, tuvo la suerte de que ninguna de sus primeras películas se hicieran muy famosas cuando era niño. El director de ‘Maniac’, Franck Khalfoun, explica que el filme ofrece “un planteamiento diferente de otros ‘serial killers’” y, de hecho, no considera estrictamente su película un remake del ‘Maniac’, de William Lustig, un clásico de culto de los años 80.

Frank Zito, el personaje de Wood, es un hombre con problemas mentales que vive con su madre, Angela (América Olivo). Incluso a sus víctimas les arranca el cuero cabelludo.

“Inicialmente dije no a hacer un remake de la cinta de Lustig, por respeto a este clásico, pero luego lo repensé porque vi que podía haber una manera distinta de contar la misma historia”, apunta el director de ‘Parking 2’, y fue así como nació la idea de recurrir a “una cámara subjetiva que metiera al espectador en el punto de vista de Frank”.

Como director pensó inicialmente que la película iba a ser más simple, al utilizar un solo tiro de cámara, y que el montaje sería más fácil, pero luego vio que había que encuadrar al actor en el entorno y, en ese sentido, Khalfoun elogia el trabajo de Elijah Wood.

El propio William Lustig, también presente en el festival de Sitges, en España, para recibir el reconocimiento del Festival por su contribución al género fantástico, señala que se trata de una película totalmente distinta de la suya, y por eso “no se puede hablar exactamente de un remake”.

En cualquier caso, Lustig no se muestra muy favorable a los remakes: “Es una mala opción para los directores, porque no se esfuerzan en buscar ideas nuevas”.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: