"Don Ramón", un ícono de la comedia que sigue vigente 30 años después de su muerte

- 09 de agosto de 2018 - 16:31
Ramón Valdés interpretó a diversos personajes, entre ellos Super Sam, Peterete, El Tripaseca, El Rascabuches, Alma Negra.
Ilustración: Carlos Proaño / EL TELÉGRAFO

Flaco, de camiseta oscura, jeans y sombrero, el personaje de Don Ramón se impregnó en la cultura latinoamericana con sus ocurrencias. El propio Ramón Valdés prefería que le digan Don Ramón, ya que aquel hombre que salía en el Chavo del 8 se había hecho uno con él, era el mismo en cámaras y tras ellas.

A "Monchito", como le decía Doña Clotilde (la Bruja del 71), no le gustaba trabajar; sin embargo, se desempeñó como barbero, albañil, abogado, boxeador, ropavejero, electricista, entrenador de fútbol, jardinero, lechero, mecánico, pintor, zapatero... "No existe trabajo malo, lo malo es tener que trabajar", era una de sus frases preferidas.

Cada día de grabación del Chavo del 8, programa en el que estuvo en dos ciclos (1971-78 / 81-82), Valdés vestía la misma ropa de Don Ramón. Es que no necesitaba nada para complementar su personaje.

Lo único que le tenían que dar en el estudio era un gorro nuevo siempre, ya que al terminar de grabar el anterior se lo llevaba a casa y lo dejaba regalado a quien se lo pidiera en la calle.

Sencillo, tal como el personaje de TV, Ramón es recordado alegremente por quienes crecieron viéndolo en la vecindad, donde el Chavo (Roberto Gómez Bolaños) era el personaje principal. Pero era Don Ramón quien le ponía ese toque diferente; era bravo, renegón, flojo, pero de gran corazón.

Sus frases son de las más recordadas en el programa, como por ejemplo cuando le decía al Chavo: "si serás, si serás", "tenía que ser el Chavo del 8" o "me lleva el chanfle".

En 1979 dejó el elenco de Chespirito (salía también en el Chapulín Colorado y otros espacios) por problemas con Florinda Meza. Luego volvió en 1981. Para su retorno, todos los actores sabían que Don Ramón estaba de vuelta, menos La Chilindrina (María Antonieta De las Nieves), su hija en el programa.

En su programa de reincorporación, Ramón entró a la vecindad con un saco y su típica camiseta oscura. Al verlo, La Chilindrina se le lanzó encima y lo abrazó. De la emoción, María Antonieta De las Nieves lloró, ya que tenía un vínculo muy entrañable con el actor, quien incluso la entregó en el altar el día de su boda.

De familia de artistas
Ramón nació el 2 de septiembre de 1923, en Ciudad de México. Era parte de una familia de artistas, entre los que destacan sus hermanos Germán Valdés "Tin Tan" y Manuel "El loco" Valdés.

Durante su vida actoral fue parte de más de 50 películas, en las que compartió reparto con Pedro Infante, Cantinflas y con el propio Gómez Bolaños.

En su vida personal, estuvo casado en tres ocasiones (nunca le cumplió el sueño a Doña Clotilde) y tuvo 10 hijos.

Para 1982, Valdés dejó definitivamente a Gómez Bolaños. A mediados de los 80 acompañó a "Quico", Carlos Villagrán, en Venezuela. Previamente, este último también había dejado a "Chespirito" por desacuerdos con el también actor.

En sus últimos años, ya no como Don Ramón (aunque para todos siempre fue y seguirá siendo Don Ramón) recorrió países a entrevistas que lo invitaban y salía en videos, como aquel que grabó junto con un adolescente llamado Luis Miguel (sí, el "Sol de América" -el de la serie de Netflix para los millennials-).

Otro de los videos en los que aparece Ramón Valdés junto un ícono de la música mexicana en sus inicios es Juan Gabriel. En la escena se ve al "Divo de Juárez" cantando al filo de una pisicina, mientras Valdés le sirve los tragos. 

Mientras avanzan las tomas Juan Gabriel sigue con su grupo de amigos y Ramón también empieza a cantar.

El 9 de agosto de 1988, "Monchito" murió, a consecuencia de un cáncer de estómago. Para la Chilindrina se fue su padre y para Doña Clotilde (Angelines Fernández) su amor eterno.

En el funeral de Valdés, Fernández se mantuvo en todo rato junto al ataúd, eran amigos muy queridos.

Su incidencia en las nuevas generaciones  
Este hombre, que siempre le debía la renta al Señor Barriga y que recibía golpes cada vez y cuando por parte de Doña Florinda, sigue vigente.

Su pegue con la juventud es tal que Don Ramón es parte de un sinnúmero de memes. Hay camisetas en su honor y en países como Brasil y Venezuela es considerado casi que un ídolo.

Espere este lunes en nuestra edición impresa una infografía a dos páginas con detalles sobre la vida de Ramón Valdés. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: