Las mujeres en la Policía

19 de febrero de 2021 00:00

Pocos lo saben. La Policía es la primera institución de la fuerza pública en incluir a mujeres, dijo el ministro de Gobierno, Patricio Pazmiño, durante la graduación de las primeras 81 mujeres integrantes de la promoción Carabinero Luis Morillo Hurtado, de la Séptima Cohorte. La ceremonia se hizo ayer en las instalaciones del Grupo de Intervención y Rescate (GIR) de Pusuquí, sector norte de la  capital.

Ellas son parte de las 332 mujeres que integran esta promoción, de un total de 852 Técnicos Superiores en Seguridad Ciudadana. Ellos  se enrolarán en este mes a las labores de prevención, investigación e inteligencia en  la seguridad ciudadana. 

Las mujeres policías se esfuerzan el doble y hasta el triple para llegar a la institución. Aunque el país avanzó en derechos y justicia, todavía ellas tienen que enfrentarse a los prejuicios y a la discriminación en su profesión.

Hay referentes que abrieron el camino para ellas. Entre 2016 y 2019 estuvieron en servicio las generalas Ivonne Daza y María Fernanda Tamayo, las primeras mujeres con ese grado jerárquico. En la actualidad hay una mujer como subcomandante de la Policía Nacional: la generala Tannya Varela, que es la segunda al mando. Ella, quien trabaja en Guayaquil, destaca por su liderazgo y fuerza para enfrentarse al crimen, pero también por su entrega a su familia que la apoya en todo. Eso contó a este Diario en una entrevista.

En 2020 se graduaron 106 policías amazónicas, de las provincias de Napo, Morona Santiago, Pastaza, Orellana y Zamora. De ellas, 82 son quichuas, 23 shuar y una huaorani, su incorporación constituye un verdadero hito en la historia del país. 

También existe la Asociación de Mujeres Policías de Ecuador, de 80 representantes, que promociona derechos, lucha contra la discriminación de género y la igualdad de oportunidades en la institución.

Las policías tienen que prevenir el delito, con la misma firmeza de sus compañeros, para evitar que los delincuentes destruyan la tranquilidad de los ciudadanos. El trabajo es duro y hombro a hombro, ellos deben ser sobresalientes y honestos para desempeñar sus funciones.

Contenido externo patrocinado