La actividad en el coliseo Abel Jiménez Parra y el Centro de Convenciones continúa

Galápagos recolectó $ 22.478 para los damnificados de Manabí

Con el dinero recaudado, una delegación de las islas viajó a Guayaquil para comprar los artículos. Los voluntarios armaron los kits de aseo y comida.
29 de abril de 2016 00:00

En el coliseo Abel Jiménez, la actividad disminuyó considerablemente en cuanto a la cantidad de voluntarios presentes. Hasta la semana pasada se contaban hasta 200 personas por cada turno, pero ayer solo hubo 50.

Pero esa baja no ha detenido el cronograma de entrega de la ayuda que llega desde la ciudadanía y entidades gubernamentales que reciben y acopian los insumos. El teniente coronel Marco Hidalgo, del Comando Administrativo y Logístico del Ejército, explicó que ayer se empacaron 500 kits de alimentos, 300 de aseo y 300 galones de agua potable.

Hasta el miércoles, el COE provincial despachó 16 convoyes (240 vehículos) que entregaron 14.339 kits de alimentos, 3.199 de aseo, 200.394 galones de agua potable, 16.054 fundas con ropa y 52.476 kits con artículos varios (colchas, juguetes, tanques, linternas, etc.). Son datos de la Gobernación del Guayas.

Adicionalmente, se han efectuado 277 horas de vuelo correspondientes a  270 misiones que sirvieron para trasladar la ayuda vía aérea. Esto incluyó la movilización de 4.454 pasajeros (personal médico, voluntarios y profesionales de apoyo) y el transporte de 296,3 toneladas de carga.

Hidalgo explicó que los alimentos no perecibles y el agua para consumo humano son la mayor necesidad en las zonas afectadas. Actualmente no se requieren vestimentas, pero no descartó que en el futuro se necesite nuevamente ropa.

En el Centro de Convenciones Simón Bolívar, en el norte de la ciudad, se observa aún decenas de voluntarios que colaboran en el empaque y carga de los insumos. La Dirección de Gestión de Riesgos del Municipio de Guayaquil no proporcionó cifras sobre el total de ayuda entregada. Juan Ramírez, titular de esta dependencia, explicó que actualmente tabulan los registros por lo que hoy tendrán un número.

Ayuda desde las islas

Por otro lado, cincuenta personas, entre niños y adultos, se convocaron a través de las redes sociales en el patio del Colegio del Pacífico, en el sur de Guayaquil. Su fin es ayudar a empacar los 4.840 kits familiares de limpieza y comida que entregará hoy la comitiva de las Islas Galápagos a los damnificados de Jama, Canoa y Muisne.

Tras el terremoto del 16 de abril, los cinco medios de comunicación de la isla Santa Cruz efectuaron dos radio maratones en las que recolectaron, además de ropa y alimentos, la cantidad de $ 22.478. “Esta es una iniciativa de la ciudadanía galapagueña que junto a los medios, el lunes y miércoles, decidimos unir el hombro para ayudar a nuestro pueblo”, informó el comunicador Carlos Mena. A la cantidad recaudada se sumó el aporte del Municipio de Santa Cruz de $ 16.888, con lo cual fue un total de $ 39.358.

Con este dinero el radiodifusor, la concejal Rocío Romero Caicedo y delegados del gobierno de las islas llegaron hace pocos días a Guayaquil para efectuar la compra de los víveres y productos de limpieza.

El ministro Eliécer Cruz, presidente del Consejo de Gobierno de Galápagos, informó que la convocatoria del apoyo económico surgió por la dificultad que tiene el traslado de los insumos desde la isla hasta el continente. “Tenemos proyectado armar 2.420 kits de alimentos que constan de arroz, aceite, azúcar, sal, atún y sardina y 2.420 kits de limpieza, que incluye jabón de tocador, jabón de ropa, detergente, champú, papel higiénico y rasuradora. Todas estas donaciones serán entregadas personalmente a los damnificados”, dijo el ministro.

A la iniciativa ciudadana se sumarán otros proyectos de empresas privadas como una maratón que se efectuará en Puerto Ayora, el 9 de mayo, con el apoyo de los deportistas más nombrados de las islas.

La concejal Rocío Romero Caicedo indicó que tras la acogida de la radio maratón los medios, con la coordinación  de la dirección zonal del consejo de gobierno de Galápagos, decidió mantener esta actividad para continuar con el apoyo.  

José Centanaro, director zonal, indicó que Galápagos ha contribuido además con cuatro entregas de vituallas que sumaron 7 toneladas. De esta cantidad, 5 toneladas fueron distribuidas a Jama y Canoa, a través de la Secretaría de Gestión de la Política, y dos, por medio del Ministerio de Inclusión Económica y Social (MIES), en Portoviejo y a las personas de la carretera.

En otras ciudades, como Quito, Cuenca, Ambato y Riobamba, también se coordinan acciones de ayuda. (I)

-----------------------------------

Hay un protocolo de atención

Seguridad es el tema prioritario en los albergues

Foto: Carina Acosta / El Telégrafo

Las imágenes de los niños jugando con los voluntarios de los organismos que trabajan con este sector de la población  es habitual en los albergues de las provincias de Esmeraldas y Manabí, afectadas por el terremoto del 16 de abril.

Aldeas SOS es una de las organizaciones preocupadas por garantizar que los derechos de los niños y adolescentes no sean vulnerados en este momento. “En la actualidad lo prioritario es que se garantice la seguridad de todos los que viven en los albergues porque comparten espacio con muchas personas desconocidas, algunos son huérfanos o aislados de su familia”, comentó Verónica Legarda (foto), coordinadora nacional de abogacía de Aldeas SOS Ecuador.

Esta organización no gubernamental forma parte de la mesa de protección especial que coordina el Ministerio de Inclusión Económica y Social (MIES) y considera que al momento la necesidad vital es establecer los protocolos de emergencia con los niños huérfanos, separados o no acompañados.

Hasta el momento se hace un censo basado en una ficha de caracterización del niño, donde se especifica su aspecto físico, la ropa con la que fue encontrada y si tiene algún trauma producto del terremoto o de otro tipo de situación que ha vivido.

“Lo que se planteó es tener un protocolo unificado de atención que permita establecer pasos concretos para evitar temas específicos como la trata, tráfico, vulneración de derechos y adopciones ilegales como sucedió en Haití. En el protocolo se establecen las autoridades de contacto donde la Dinapen y la Fiscalía tienen un rol fundamental”, dijo Legarda, quien recalcó que el objetivo es evitar que los niños ingresen a instituciones de acogida de manera innecesaria.

Para ello será necesario investigar si el niño tiene familia ampliada en otros lugares o si están en otros albergues. “En caso de que se compruebe que los niños están huérfanos ingresarían a las instituciones de acogida en modalidades alternativas de cuidado con las directrices claras que la Organización de las Naciones Unidades (ONU) establece en esos casos a fin de evitar el desarraigo comunitario que podría poner en desmedro más derechos de los niños”.

De su lado la Unicef, organismo que encabeza el trabajo con los infantes, informó que 250 mil niños han sido afectados y para atenderlos durante 3 meses se requieren $ 23 millones. De ese monto, cerca de $ 14 millones serán destinados a la provisión de agua, saneamiento básico e higiene en los albergues temporales, centros de salud, espacios de aprendizaje y en las comunidades. Los fondos restantes cubrirán necesidades de educación, protección y salud. El organismo envió una carga que incluyó una bodega plegable con productos como mosquiteros tratados con insecticida. (I)

--------------------------------------

Compañía es de Ambato

Empresa dona estructura para albergue móvil

La empresa ambateña Holviplas donará una estructura prefabricada de 112 metros cuadrados que podrá ser instalada en cualquiera de las zonas devastadas por el terremoto. Podrá servir como albergue, oficina de mando, hospital, policlínico, escuela y se canalizará a través de las autoridades correspondientes.

Manolo Holguín, gerente administrativo, explicó que se trata de un albergue móvil desarmable que cuenta con pisos de polietileno de alta densidad y paredes del mismo material rellenas con plástico simple y de fácil elaboración. “Este componente permite que se mantenga un ambiente fresco y que permee los rayos solares. Incluso la estructura va empotrada en columnas que la elevan del piso y que son muy útiles en caso de inundaciones. Además es un conjunto sismorresistente“.

Estructuras como esta sirvieron como escuelas en la Amazonía. La que se donará, si es utilizada como albergue servirá a unas 100 personas, según los fabricantes. “El albergue será armado este fin de semana y luego lo trasladaremos a Manabí”, indicó Holguín.

Holviplas es una empresa fundada en 1993 y actualmente funciona en la parroquia Totoras, cerca de Ambato. “Contamos con 150 empleados y estamos incursionando en las estructuras prefabricadas, incluso para viviendas económicas y de fácil instalación”, manifestó Juan Sebastián Holguín, asesor comercial. (I)

Voluntarios ayudan a armar los kits de ayuda adquiridos con el dinero recaudado en las Islas Galápagos durante una radio maratón.
Foto: William Orellana / El Telégrafo
Lectura estimada:
Contiene: palabras

Te recomendamos

Las más leídas

Contenido externo patrocinado