Ministro saudí del petróleo dice que estrategia de la OPEP está funcionando

- 01 de junio de 2015 - 18:48
El ministro saudí Ali al Naimi, el más poderoso del cártel de 12 países. Foto: Internet

La OPEP celebrará el viernes en Viena una reunión ministerial en la que se espera mantenga su techo oficial de producción para proteger su parte de mercado, ahora que su estrategia está empezando a dar frutos.

Al llegar este lunes a la capital austríaca, el ministro saudí Ali al Naimi, el más poderoso del cártel de 12 países, dio el tono afirmando que la estrategia encabezada por Riad funciona, cuando la prensa le preguntó al respecto.

"La respuesta es sí (...) La demanda está subiendo. La oferta se está ralentizando. Eso es un hecho. El mercado se está estabilizando", declaró Al Naimi.

La Organización de Países Exportadores de Petróleo, que bombea alrededor del 30% del crudo mundial, decidió en su última reunión en noviembre mantener su techo oficial de producción en 30 millones de barriles diarios (mbd).

La decisión, junto con una demanda mundial anémica, contribuyó en ese momento al descalabro de los precios del crudo, que se dejaron un 60% entre junio y enero de este año.

Según muchos observadores, esta estrategia, encabezada por Arabia Saudí, el mayor productor de la OPEP, tenía por objetivo sacar del mercado a productores norteamericanos de petróleo de esquisto, más caro de extraer y por tanto con un umbral de rentabilidad más alto.

Desde febrero, los precios se han recuperado, con el barril de Brent cerca de los 65 dólares y el WTI en unos 60 USD, y el auge del petróleo de esquisto estadounidense se ha detenido. No obstante, los precios están casi a la mitad respecto a hace un año, cuando rondaban los 110 dólares el barril.

"Es de prever que la Organización de Países Exportadores de Petróleo confirme su tope de producción de 30 mbd, dado que su estrategia de defender sus partes de mercado está dando resultado", comentó Carsten Fritsch, de Commerzbank .

"El rápido aumento de la producción de crudo en Estados Unidos se ha parado y el precio del petróleo se ha recuperado de manera considerable desde febrero", añadió.

Al Naimi no quiso este lunes adelantar cuál será el resultado de la reunión, y declaró al respecto: "Todavía no nos hemos reunido (...) Quiero hablar con todo el mundo".

 Exceso de producción de la OPEP

La estrategia liderada por los saudíes, dotados de un buen margen financiero, tiene sin embargo muy descontentos a otros países del cártel, como Irán y Venezuela, que están acusando de lleno la caída de los precios y piden un recorte. Caracas por ejemplo obtiene de las exportaciones de crudo el 96% de sus divisas, y ha perdido casi la mitad de sus ingresos.

"Actualmente, algunos países faltos de dinero como Libia y Venezuela querrían que la OPEP recorte sus cuotas, para hacer subir los precios. El problema es que ellos mismos no están dispuestos a disminuir su oferta", explica Richad Mallinson, analista en Energy Aspects.

Y es que como destacan los analistas de Capital Economics, "la cohesión dentro del grupo es mucho más débil que antes. Y es de prever que el compromiso con el techo fijado por la OPEP siga siendo laxo".

Precisamente, la producción de la OPEP fue de 31,21 mbd en abril, según datos de la Agencia Internacional de la Energía (AIE).

Además, un recorte de la oferta del cartel propiciaría un incremento de precios que "aumentaría de nuevo el atractivo de la producción de petróleo de esquisto de Estados Unidos", observan los analistas de Commerzbank.

En los últimos meses ha habido contactos entre la OPEP y países no miembros del cartel, como Rusia, para llevar a cabo un recorte coordinado, una posibilidad que de momento no ha cuajado. "La voluntad de los países no miembros de la OPEP es, en el mejor de los casos, tibia", constatan los analistas de JBC Energy.

A la vista del nuevo panorama de precios, las grandes empresas del sector han recortado sus inversiones. La cuestión será tratada en un seminario previo a la reunión ministerial, el miércoles y el jueves en Viena, donde estarán los ministros del cartel y directivos de grandes compañías como BP, Eni, Total, Chevron, Sinopec y ExxonMobil. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: