Cocinas a gas bajarán de precio con la reducción del ICE al 0%

- 25 de junio de 2018 - 00:00

La Ley de Fomento Productivo elimina la tarifa actual del 100%. Sectores industriales proyectan recuperación y aumento de las fuentes de empleo directo e incremento de las exportaciones.

Las cocinas y cocinetas a gas fabricadas en el país dejarán de gravar el 100% del impuesto a los consumos especiales (ICE). La Ley de Fomento Productivo, aprobada el 21 de junio por la Asamblea Nacional, establece una tarifa del 0%.

Sin embargo, en diciembre de 2018 el Presidente de la República podrá revisar el porcentaje previo a un informe favorable de los ministerios de Electricidad y Finanzas, además de un estudio de impacto fiscal por parte del Servicio de Rentas Internas (SRI).

La tarifa del 100% del ICE está vigente desde enero de 2015. Con esto, el anterior gobierno intentó desalentar la  adquisición de cocinas a gas entre la ciudadanía y motivar la compra de aparatos de inducción.

Pero la estrategia provocó efectos negativos para la industria nacional, asegura la Asociación de Línea Blanca de Ecuador (ALBE).  Si bien la demanda de cocinas a gas cayó, el consumo de cocinas de inducción no aumentó.

Antes de la imposición del ICE se vendían alrededor de 300.000 cocinas a gas anualmente, pero ahora la cifra llega a 120.000; es decir, existe una reducción del 60% del mercado.

Aquello provocó que se eliminen cerca de 1.600 plazas de trabajo, señaló Javier Mora, presidente ejecutivo de la ALBE.

Una cocina a gas que se vendía en $ 400, con la implementación del ICE pasó a costar $ 800, lo cual, a decir de Mora, incrementó el contrabando de estos electrodomésticos entre 60.000 y 40.000 unidades al año.

“Hoy resulta más rentable  comprar una cocina a gas en Colombia o Perú, y traerla al país vía contrabando, que adquirir en el mercado formal de Ecuador”, subrayó Mora y agregó que el Estado ha dejado de recibir aproximadamente $ 16 millones por concepto de IVA y $ 5 millones por impuesto a la renta.

Cuando la ley sea publicada en el Registro Oficial y entre en vigencia inmediatamente deben bajar los precios de los electrodomésticos, explicó Andrés Robalino, director ejecutivo de la Cámara de Industrias, Producción y Empleo (Cipem).

Será un ejercicio similar a cuando la tarifa del IVA retornó su nivel habitual del 12%, en junio de 2017, después de permanecer al 14% por un año.

“Una cocina de $ 500 ya no se venderá en $ 1.000 por el ICE sino que mantendrá el precio al cual es vendido desde el productor al distribuidor”, aclaró Robalino.

Los industriales aseguran que el primer efecto será la recuperación de los puestos de trabajo dentro de los próximos meses. Posteriormente proyectan hasta 5.000 nuevas plazas de empleo.

La intención no es sacar a la cocinas de inducción del mercado sino ampliar la oferta y permitir al usuario escoger de acuerdo con sus preferencias.

Con el aumento de la producción también se estima incrementar las exportaciones en $ 50 millones anuales, especialmente a países de Centroamérica con los que Ecuador ha suscrito acuerdos comerciales.

Además reiteraron su predisposición de colaborar con el gobierno para reactivar el Programa de Cocción Eficiente (PCE), pero con una participación activa de la industria nacional.

Carlos Pérez, ministro de Energía, dijo en mayo que el Programa será redefinido dejando la comercialización de las cocinas de inducción al sector privado. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: