Alvarium aprovecha las propiedades de la miel de abeja para innovar el vino

- 19 de septiembre de 2019 - 09:13
José Luis Rodríguez invirtió $ 12.000 para construir una planta para la elaboración de vino en Ibarra. El producto tiene tres años en el mercado.
Foto: Cortesía

El negocio nació en 2016 y su planta se ubica en San Antonio de Ibarra. En 2018 la facturación fue de $9.000 y ahora se propone exportar.

Su preferencia por el vino y la oportunidad de conocer el trabajo de los apicultores de Imbabura se juntaron en la cabeza de José Luis Rivadeneira a finales de 2016.

En su último empleo comprendió las limitaciones y dificultades que tienen los productores de miel de abeja, así como su interés por hallar nuevas formas de aprovecharla.

Con esos insumos empezó a investigar y supo que en Europa la emplean para elaborar cerveza, entonces decidió probar con el vino.

Actualmente Alvarium es una bebida alcohólica con una concentración que varía del 10 % al 15 % y que se obtiene de la fermentación de una mezcla de agua purificada y miel.

Su creador explica que el vino tiene buena aceptación entre los consumidores porque, además de mejorar la digestión, valoran las propiedades de la miel para la eliminación de toxinas de la sangre y en la prevención de enfermedades respiratorias.

La miel de flor de eucalipto y la levadura francesa caracterizan al vino. Foto: Cortesía.

Otra de sus particularidades de la miel que emplea Rivadeneira es que proviene de la flor de eucalipto, la cual se destaca por el aroma y su contribución en el tratamiento de las afecciones respiratorias.

“Antes probamos con miel de flor de aguacate y la tradicional, pero el público se inclinó por la de eucalipto debido al aroma. Y al no utilizar preservantes su consumo tampoco genera resaca”.

Producen 8.000 botellas al año
La planta de producción se ubica en San Antonio de Ibarra y han representado a la provincia de Imbabura en eventos nacionales.

Actualmente el vino se distribuye a través de hoteles, restaurantes y tiendas de especialidad, frecuentadas especialmente por turistas. Por esa razón su etiqueta tuvo que añadir información en inglés. A través del programa estatal Exporta Fácil el producto ha llegado a Suiza, España, Colombia y Perú.

En la planta laboral 4 personas en la producción y de forma indirecta generan cinco plazas de empleo en el área de comercialización. Al año producen 8.000 botellas o el equivalente a una producción de mínimo 2.500 unidades cada cinco meses.

La inversión inicial fue $ 12.000, pues al no ser Ecuador un país vinícola los equipos fueron importados. Entre ellos los tanques de acero inoxidable para alimentos.

Ser cuidadosos en el proceso de fermentación y utilizar un tipo específico de levadura -importada desde Francia- les permite alcanzar los 11,3 grados del alcohol, ya que sin un control adecuado se corre el riesgo de convertir la bebida en vinagre.

Después de la fase de fermentación el proceso continúa con la clarificación, el filtrado y el embotellado, para lo cual también se emplea un corcho de fibras naturales. Posteriormente pasa 60 días en bodega antes de salir al mercado.

De ese modo Rivadeneira garantiza que la bebida pueda permanecer cinco años en bodega, mientras toca el corcho. Y, una vez abierto, en refrigración, es apta para el consumo por un periodo de dos años.

Un producto de exportación
En 2018 Alvarium facturó $ 9.000 y la expectativa es continuar el crecimiento, debido a la acogida que tiene entre los consumidores un vino de buen sabor y que aprovecha las propiedades de la miel.

“A veces la gente se confunde con un vino de uva, pero cuando conoce los detalles de la producción se fascina con la innovación”, comenta el emprendedor, cuyo propósito es incrementar sus ventas fuera del país.

El vino tiene ya tres años en el mercado local y la mayoría de sus consumidores están en Europa. “Mientras el mercado ecuatoriano empieza a valorar el sabor del vino, el ciudadano europeo lo consume por costumbre”.

Ahora su enfoque está en el posicionamiento del producto, una vez que concluyó la fase desarrollo y obtuvo los permisos, registro y el sello fiscal para comercializar dentro de Ecuador.

Para exportar, Rivadeneira recibe pedidos mínimos de 300 cajas de vino (1.800 botellas) y ofrece un importante margen de rentabilidad. En el país cada botella se comercializa en $ 12 y ofrecen descuentos en pedidos al por mayor.

Al momento el vino se promociona a través de redes sociales, la página web agroindustriasrm.com y en ferias. Además han sido invitados a participar en eventos de entidades públicas y privadas. 

ALGO MÁS 
Dinamización de la economía
El negocio impulsa al sector de la apicultura en Imbabura. Actualmente producen 2.500 botellas cada cinco meses, pero su capacidad instalada les permite incrementar la producción.

La comercialización
Hasta el momento el producto se vende a través de redes sociales, su página web y en ferias. Las personas interesadas en conocer más del producto pueden escribir a Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo..

Las propiedades del vino
De manera general el vino favorece a la digestión y, pese a su grado de alcohol, al ser un producto 100% orgánico su consumo no genera resaca.

Dato
$ 12 es el precio de cada botella de vino. La facturación en 2018 alcanzó los $ 9.000. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: