La seguridad para Londres 2012 fue probada con la operación "Exercise Olympic Guardian"

14 de mayo de 2012 - 15:55

El ministro británico de Defensa, Philip Hammond, dijo hoy que no hay una amenaza terrorista "específica" contra los Juegos Olímpicos de Londres, a pesar de los exhaustivos preparativos militares desplegaos la semana pasada en la capital británica.

"Me alegra decir que no hay una amenaza específica", aseguró el ministro en una entrevista en la cadena BBC en la que insistió en que no quiere que la presencia militar "domine los Juegos".

La operación "Exercise Olympic Guardian" incluyó las pruebas de sistemas de misiles sobre las azoteas de seis edificios cercanos al Parque Olímpico, además de los vuelos de helicópteros y un avión Thyphoon, y el despliegue por el río Támesis del buque de guerra HMS Ocean.

Hammond explicó que "se trata de que la gente sepa que la presencia militar está ahí en un trasfondo para ofrecer garantías de seguridad si son necesarias".

Pero el ministro insistió en que el despliegue iba a quedar en un segundo lugar ya que "lo principal es que Londres 2012 sea un festival de deporte y cultura".

De acuerdo con el plan de seguridad, un espacio aéreo de 48 kilómetros alrededor del Parque Olímpico se convertirá en una zona de vuelo restringido y sobre el terreno, las fuerzas de tierra del Ejercito británico desplegarán sistemas de radar.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: