×

Advertencia

JUser: :_load: No se ha podido cargar al usuario con 'ID': 5386

Fue una mala jornada para Núñez y Correa

18 de octubre de 2011 - 00:00

El español  Rubén Ramírez,  el francés Guillaume Rufin, el mexicano Luis Díaz-Barriga y los argentinos Agustín Velotti y Nicolás Pastor clasificaron ayer a los octavos de final del Challenger de Quito, mientras que los estadounidenses con raíces ecuatorianas Éric Núñez y  Joseph Correa fueron eliminados.

Tras  la fase de clasificación, que se disputó el fin de semana, el cuadro principal se inició con la presencia de 32 jugadores. Ayer estaban previstos 10 partidos, seis de singles y 4 de dobles.

El juego entre Núñez y Ramírez abrió el torneo en la cancha central del club de tenis Buenavista, ante poca presencia de público. El servicio de ambos jugadores fue su principal arma, por lo que el primer set estuvo muy cerrado y debió definirse en  tie-break, lo que favoreció  al español por 7-4.

En el segundo set el estadounidense salió más presionado, por la obligación de ganar para continuar con vida, pero Ramírez consiguió romperle el servicio en una ocasión y se llevó el set por 6-4.

Al final del partido, Núñez reconoció que después de perder en el primer set  le costó levantarse para afrontar el segundo y forzar un parcial más.  Su padre es el ex tenista guayaquileño Colón Núñez, que disputó Copa Davis con el equipo ecuatoriano y luego se radicó en Estados Unidos, donde montó una escuela de este deporte.

Ramírez se enfrentará a Díaz-Barriga, que venció 6-3, 3-6 y 6-1 a Maciek Sykut de Estados Unidos. El partido se definió recién en el tercer set a favor del mexicano, que aprovechó la poca costumbre del estadounidense a jugar en la altura.

Otro encuentro destacado fue el que protagonizaron  Nicolás Pastor de Argentina contra Bassam Beidas de Líbano. El sudamericano ganó por un doble 6-4, pero el partido fue muy disputado. Beidas se reprochó constantemente a sí mismo porque no aprovechó ocasiones de quiebre.

Correa, otro estadounidense de raíces ecuatorianas, no pudo frente a  Velotti, que rápidamente lo derrotó por un doble 6-2. Correa no tuvo opción frente a su rival y tuvo que conformarse con disputar el torneo al que llegó con wild card (invitación de la organización). 

El argentino se enfrentará en octavos al francés Guillaume Rufin, que venció al argentino Martín Alund por 7-6 y 7-6 en la cancha central, mientras que el colombiano Carlos Salamanca derrotó a su compatriota  Juan Sebastián Gómez por  parciales de 6-3 y 6-3.

Los únicos ecuatorianos que participan en el torneo son Juan Sebastián Vivanco y Walter Valarezo, que fueron invitados. En esta ocasión Giovanni Lapentti no podrá defender el título que consiguió el año pasado, ya que se recupera de una lesión en una de sus rodillas.

Ambos ecuatorianos debutaron ayer en el partido de dobles de primera ronda,  frente a la pareja conformada por el español Óscar Burrieza-López y el portugués Pedro Souza. El juego terminó a favor de la pareja europea, que se impuso por 2-6, 6-4 y 10-5. Después del primer parcial parecía que los ecuatorianos podrían superar a sus rivales, pero bajaron su ritmo  en el segundo set y en el super tie-break.

Valarezo y Vivanco debutan hoy en el cuadro de singles. El primero lo hará a las 11:00 en la cancha central del club, frente al alemán Andre Begemann. Después de ese partido jugará Vivanco en la misma cancha frente al australiano Chris Letcher.

Además, el sembrado número uno del torneo, el francés Eric Prodon, se enfrentará a su compatriota Nicolas Devilder en primera ronda del Challenger. La entrada para el torneo, que arrancó el sábado  y culminará el próximo domingo  cuesta $3.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: