Capoeira Fest celebra a las culturas afro

- 08 de diciembre de 2018 - 00:00
El instructor caleño James Restrepo, director del Capoeira Fest, fundó la filial de Gueto en Guayaquil hace 15 años.
Fotos: Lylibeth Coloma / EL TELÉGRAFO

Con clases gratuitas, una feria gastronómica, una muestra artística, un concierto de marimba y una exhibición de este arte, se realiza el encuentro.

Con una serie de clases gratuitas para el público en general inicia el Capoeira Fest, que desde hace 12 años promueve en Guayaquil este arte marcial de origen brasileño y raíces africanas. El encuentro se realiza en la Plaza Cívica del Parque Forestal, ubicado en Av. Quito y Bolivia.

Actividades como una feria gastronómica, una exposición de pintura, muestras de los estudiantes y rodas entre capoeiristas son parte del festival, que cerrará mañana con un concierto de Chonta Viva, porque, como  explica el director, el caleño James Restrepo, “la marimba nos hermana”.

El festival ahonda en las culturas afro de Colombia y Ecuador (que comparten la marimba como el patrimonio inmaterial), y las de Brasil.

Las clases serán impartidas por instructores de academias guayaquileñas y tres invitados internacionales: el profesor colombiano David Molina Zuquin, el contramestre japonés Yiuchi Ikezaki y el mestre brasileño Cassio Adriano Barros da Silva.

James Restrepo destaca que esta actividad es una forma de acercar a las comunidades afroecuatorianas a sus raíces africanas. “La idea con el festival es rescatar eso”, dice Restrepo, y agrega que “la comunidad afro tiene mucho que aportar a la sociedad”.

Restrepo llegó a Ecuador hace 15 años y entonces fundó la filial en Guayaquil de la academia brasileña Gueto, en la que imparte el capoeira.

El nombre de la academia está formado por las siglas de Grupo Unido para Educación y Trabajos de Orientación, y alude a los guetos afroamericanos, importantes en la lucha por los derechos civiles en Estados Unidos en la década de los sesenta, toma de estas zonas su espíritu de resistencia.

Responsabilidad social
Guayaquil es la ciudad ecuatoriana con más personas que se identifican a sí mismas como afroecuatorianas, como señalan las cifras del último censo nacional, realizado en 2010.

En 8 años trabajando con niños y jóvenes en barrios marginales, Restrepo ha constatado que el nivel de conciencia sobre las tradiciones africanas es bajo. Aunque sienten las raíces, dice Restrepo, “la opresión de las ciudades los cohíbe para expresarse”.

Por ello, destaca la importancia del trabajo que realiza Gueto actualmente en sectores como la Isla Trinitaria y el Suburbio de Guayaquil, donde muchos niños pierden la timidez al abrazar sus raíces. “Queremos que se conviertan en líderes comunitarios”.

Este proyecto social, que la academia Gueto (Alborada) realiza de forma paralela a sus clases, es posible gracias a una alianza entre Gueto y la Asociación Hilarte.

“Camaradinhas”, programa que nació en Brasil y se implementó en Ecuador hace 8 años, lleva no solo el capoeira, sino todas las expresiones culturales que lo alimentan, a sectores marginales y de alta vulnerabilidad de la ciudad.

Actualmente, Gueto en la Isla Trinitaria trabaja con 40 jóvenes, mientras que en el Suburbio el grupo asciende a 100. Ellos no solo se entrenan en el arte del capoeira, sino que además reciben clases de pintura, música y teatro, a cargo de Hilarte.

“El capoeira es una herramienta de educación”, dice Restrepo, quien concibe a este arte como una “pedagogía alternativa para los chicos que nos ayuda a evitar la marginalización, el trabajo infantil y el uso de drogas”.

“Camaradinhas” también está conformado por clases de “capoeira inclusiva”, dirigidas a personas que, pese a tener discapacidades severas, aprenden los movimientos de este arte que fusiona la lucha con la danza.

El capoeira, que cuenta con una de las técnicas de patada más fuertes que existen en las artes marciales, tiene un fuerte componente musical que responde a su origen.

Lo practicaban los esclavos de Brasil que deseaban dominar el arte de la lucha para pelear por su libertad y era necesario camuflarlo, de manera que pasara desapercibido. La solución fue darle la apariencia de un baile. (I)  

Muestra y rodas

La tarde de este sábadon los estudiantes de “Camaradinhas” harán demostraciones de lo aprendido en capoeira. El domingo en la tarde se realizará una serie de rodas entre los alumnos de las distintas academias de capoeira de Guayaquil.

40 jóvenes son parte de “Camaradinhas” en la Isla Trinitaria. En el Suburbio llegan a 100. 

Cassio Barros da Silva 

En el acto de graduación (mañana a las 09:00) el mestre brasileño entregará los certificados que reconocen los logros este año de los estudiantes de las academias de capoeira de Guayaquil.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: