Luces, algodón de azúcar y canguil en época navideña

- 06 de diciembre de 2018 - 00:00

En Guayaquil comienza a oscurecer y las luces navideñas de la Plaza de la Administración, ubicada al pie del Palacio Municipal, se iluminan. El que normalmente es un lugar de tránsito o descanso para quienes trabajan o realizan gestiones en el Cabildo y en sectores aledaños se convierte en atractivo de familias enteras.  

El lugar es ideal para los niños por el gusto que les genera ver tantos focos encendidos decorando las distintas figuras metálicas en forma de árboles, muñecos de nieve o trineos que se transforman en el fondo ideal para las selfies grupales.    

La tradición lleva tres años y no solo los visitantes sacan provecho de la decoración. Uno que otro vendedor ambulante y comerciantes de artículos para la ocasión y juguetes encuentran el lugar y el momento ideal para generar ganancias. Un aparato para hacer burbujas es la sensación del lugar, incluso por encima de las luces.

Es el producto más solicitado y más vendido gracias a los niños que son los más divertidos. Después vienen el algodón de azúcar y el canguil. “Desde que crearon esto, en 2015, traigo a mi familia porque lugares como este casi no hay”, le comenta un padre de familia a un amigo.

“A mí me gusta que mis hijos disfruten de la Navidad desde que comienza diciembre. También buscamos actividades en las que se escuchan villancicos”, dice una señora de unos 50 años acompañada de un grupo grande dedicado a reventar las burbujas que generan los más pequeños.

Mientras las decenas de personas caminan por la zona, de manera imprevista, los centenares de luces se apagan. “Debe ser un daño eléctrico”, “Ya mismo las prenden de nuevo”, se escucha entre los visitantes, sin embargo aquello no pasa, es la hora (las 22:00) del cierre de la jornada. Es momento para volver a casa, extender la noche recorriendo el Malecón o acudir a Mercado del Río, que los sábados atiende hasta la medianoche. Hasta esa hora solo han comido canguil. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: