El Telégrafo
El Telégrafo
Ecuador/Mar.19/Oct/2021

Columnistas

Tendencias
Historias relacionadas
Juana Neira Malo

Las autoras de mi vida

12 de marzo de 2021 00:00

El 8 de marzo se conmemora la lucha de la mujer por la defensa de sus derechos, por la igualdad de condiciones dentro de la sociedad, por remuneraciones justas en su ejercicio laboral, por el respeto a su vida, por consolidar su voz digna y soberana. Las mujeres han afianzado su palabra a través de los libros, que son una herramienta subversiva que construye un pensamiento crítico y emancipador, es por esto, que las mujeres hemos descubierto en la lectura, la oportunidad de desplegar nuestras alas y estrenar nuestra propia libertad.

Me voy a permitir hacer un recorrido desordenado por algunas narradoras y poetas, que han trazado mi camino como lectora.

Empezaré por Alicia Yánez Cossío, que a mis 15 años me cautivo con Bruna, soroche y los tíos.

Memorias de Adriano de Marguerite Yourcenar, dejó una impronta indeleble en mi memoria.

La lectura de La mujer rota de Simone de Beauvoir, me permitió descifrar los atropellos a la esencia femenina.

Lupe Rumazo me impactó con Carta larga sin final, una conversación con la muerte, develando la vida

Con Elena Poniatowska con su Hasta no verte Jesús mío se desplegó ante mi un personaje entrañable, Jesusa guerrea libertaria.

Rosa Montero me deslumbró con La hija del Canibal, La loca de la casa, La ridícula idea de no volver a verte.

Por si no te lo he dicho, Hay palabras que los peces no entienden de Ma Fernanda Heredia, me devolvieron la capacidad de asombro.

Encontrarme en el camino con Gabriela Alemán y Humo fue maravilloso.

La familia del Dr, Lehman de Sandra Araya, atrapante y estremecedor.

Clarice Lispector llegó tardíamente con Lazos de familia, una cuentista magistral.

La poesía siempre presente: Alfonsina Storni, Alejandra Pizarnik, Ida Vitale, Blanca Varela y la imprescindible Dulce María Loynaz.

Margarita Laso, Dolores Veintimilla, Mary Corylé, Catalina Sojos, Ma Luz Albuja, Ma. Auxiliadora Balladares, Ana María Iza, Sonia Manzano, orfebres de la palabra…

Sus huellas gravitan en mi ser, vuelvo a ellas con la urgencia que demanda mi búsqueda permanente.

Te recomendamos

Contenido externo patrocinado