Lo que se debe aprender

- 23 de julio de 2019 - 00:00

Hace no mucho leía una entrevista que se le hacía a Peter Diamandis, uno de los fundadores de la Universidad Singularity en los Estados Unidos, un centro de educación superior preocupado por el futuro y que se ha caracterizado por su pensamiento vanguardista, y no podía menos que estar de acuerdo con lo manifestado por este personaje, cuando decía que lo que más debe estimularse en los niños en las escuelas, es la curiosidad.

Desafortunadamente, en muchas de nuestras escuelas, lo que en realidad se hace es matar la curiosidad de los pequeños, siempre ansiosos de preguntar, de hurgar, de encontrar respuestas, con los porqués a flor de labios, y lo que es peor, como se pudo ver durante el régimen anterior, con textos ideologizados, destinados a formar más que ciudadanos, combatientes; se buscó el adocenar, el estandarizar a esos niños, haciendo un daño gravísimo al futuro del país.

Ojalá no se perpetúe el error y se continúe con aquellos textos recocinados que tan peligrosos son para la educación nacional. Pensaba yo, mientras leía a Diamandis en sus respuestas, en lo que habíamos propuesto en una reforma curricular hace ya más de dos décadas, en lo actual de esos planteamientos que pretendían que los egresados de la educación básica fueran conocedores de cuatro áreas del conocimiento: lecto-escritura de su propio idioma, aquel que maman de su madre, matemáticas elementales, como parte de la formación del pensamiento lógico, desarrollo del pensamiento ( aquella creatividad de la que habla Diamandis) y valores y actitudes.

Todavía sigo considerando que estas aptitudes, estos conocimientos, deben desarrollarse prioritariamente, si queremos conseguir que el futuro de niños y jóvenes ecuatorianos y de cualquier país del mundo, sea alentador.

El dominio del idioma, con la capacidad de leer y de escribir bien, es un instrumento fantástico del conocimiento, que sirve en cualquier etapa de la vida y en cualquier profesión u ocupación que se elija; así como el saber realizar la operaciones básicas, las matemáticas que luego llevarán a esos niños curiosos y conocedores, a aprender todo aquello que se propongan y a solucionar los problemas que el mundo de ahora y del futuro plantean.

La educación en valores nos pondrá en el camino de crear sociedades más justas, solidarias, preocupadas por el ambiente. (O)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: