Autoridades confirman hacinamiento y déficit de agentes penitenciarios en las cárceles del país

El Comandante General de la Policía dijo que desde el 2014 se han registrado 78 amotinamientos.
01 de marzo de 2021 15:08

El ministro de Gobierno, Patricio Pazmiño, concurrió este lunes 1 de marzo a la Asamblea Nacional para hablar sobre el manejo de la crisis carcelaria en el país. También lo hizo el comandante general de la Policía, Patricio Carrillo, y el director del Servicio Nacional de Atención Integral a Personas Adultas Privadas de la Libertad y a Adolescentes Infractores (SNAI), Edmundo Moncayo.

Pazmiño indicó que la gestión y seguridad de los CPL no es competencia del Ministerio de Gobierno y Policía Nacional. Sin embargo, ante la crisis, la Policía fortaleció el apoyo al SNAI para contener, aislar y normalizar la situación.

“No se puede analizar lo sucedido sin entender el contexto. El crimen organizado es una amenaza global que ha afectado con fuerza a Latinoamérica y cuyos nexos también están presentes en nuestro país. Es por eso que se requiere de una respuesta de Estado”, refirió el Ministro de Gobierno.

Asimismo, puntualizó que la Policía Nacional cumple sus responsabilidades de seguridad. “Ahora también tiene que colaborar en el control interno de cárceles, que está fuera de sus funciones. Incluso tratados internacionales estipulan que quien realiza la captura no debe manejar la seguridad penitenciaria.

Lea también: Guías penitenciarios fueron retenidos en nuevo amotinamiento en cárcel de Latacunga

En tanto que el comandante general de la Policía, Patricio Carrillo, mencionó que los problemas de las cárceles obedecen a la lucha por el poder de la delincuencia organizada.

Carrillo llamó a trabajar para enfrentar el hacinamiento de la población carcelaria.

“Un grave problema de impunidad es el resultado de los amotinamientos. Desde el 2014, se han realizado 78 amotinamientos sin sanciones para ninguna persona privada de la libertad (ppl), incluso obtienen beneficios como la pre libertad”, fustigó.

Explicó que la Policía debe destinar 1.200 policías para los arrestos domiciliarios de reclusos que salen de las cárceles acogiéndose la pre libertad “o que desde el inicio de la acción tienen este tipo de beneficio y para restablecer el orden cuando los amotinamientos son graves tenemos que emplear a más de 1.200 policías adicionales, esto representa cerca del 10% del universo total de policías involucrados en el control de los centros penitenciarios”.

En ese sentido, el director de la SNAI, Edmundo Moncayo, resaltó que luego del asesinado de J.L. Zambrano (alias “Rasquiña”), reforzaron la seguridad en las cárceles, incrementaron el control y en coordinación con los elementos del sistema emitieron directrices de seguridad.

Moncayo explicó que su responsabilidad es administrar centros de rehabilitación, pero no puede formular políticas públicas. “La población carcelaria es de 38.800 personas y la capacidad instalada es de 29.000 personas privadas de la libertad”.

Moncayo mencionó que cuentan con cerca de 58 agentes de seguridad penitenciaria (ASP) por turno en Cotopaxi, “es decir, cada agente debe custodiar a 90 reclusos; en el CPL Azuay N° 1 existen 44 agentes por turno, por lo que cada uno tiene a su cargo 92 internos.

Precisó que desde la promulgación del Código Orgánico Integral Penal (COIP) se incrementó la población carcelaria y a ello se suma una reducción del presupuesto, lo que limita la contratación de personal y capacitación.

“Solicito a los legisladores que busquen implementar las reformas necesarias. Asimismo, les traslado ahora las múltiples solicitudes que ya hemos realizado a los estamentos legalmente encargados, para obtener mejoras presupuestarias”, destacó Moncayo.

Añadió que tras la muerte de alias “Rasquiña”, líder de la organización delictiva “Los Choneros”, se emprendieron acciones preventivas de hechos violentos que se anticipaban, peor que la situación no cambiará si existe debilidad en los filtros uno y dos a cargo de la Policía Nacional y agentes penitenciarios. (I)

Te recomendamos

Las más leídas