Lunes, 17 Julio 2017 00:00 Mundo

Entrevista / Marco Aurelio García / exasesor presidencial

"Lula fue condenado sin pruebas"

"Lula fue condenado sin pruebas"
Foto: Agencia Brasil

El exasesor del expresidente advierte que la judicialización de la política es fuerte en Brasil. Rechaza el fallo de Moro.

Pablo Giuliano. Corresponsal desde Sao Paulo, Brasil

Marco Aurelio García fue el asesor especial en asuntos internacionales de Luiz Inácio Lula da Silva y Dilma Rousseff. Estuvo en ese cargo estratégico de la mayor potencia latinoamericana de 2003 hasta 2016.

En una entrevista con EL TELÉGRAFO, analizó la condena de nueve años y medio de prisión contra Lula, la cual, si es confirmada, puede inhabilitarlo a presentarse como candidato el próximo año. La sentencia del célebre juez Sergio Moro fue en el ámbito de la Operación Lava Jato.

En un veredicto objetado por gran parte de los juristas, Moro vincula a un contrato de la constructora OAS con Petrobras con un apartamento que, según él, fue otorgado como dádiva a Lula.

La decisión ahora le corresponderá al tribunal regional 4 de Porto Alegre, la cámara de apelaciones sobre la cual existen todo tipo de presiones sobre la confirmación del veredicto, que seguramente trazará el futuro de Brasil.

“Lula fue condenado sin pruebas. Un empresario detenido hace dos años, para reducir su pena cambió su testimonio involucrando a Lula sin aportar ningún dato. La delación premiada debe ser el punto de partida, no la conclusión. El departamento nunca fue comprado por Lula, es más, desistió de comprarlo, Incluso está dado como garantía el departamento, lo cual confirma que nunca fue adquirido ni usado por Lula”, dijo García.

Esta era una decisión que ya muchos esperaban...

Hay que preguntarle a Moro y está claro que hay un proceso de judicialización de la política muy fuerte en Brasil y esto explica incluso las conductas que el juez tuvo desde el comienzo. Hay una parcialidad impresionante de su parte, hace más de fiscal acusador que de juez. Incluso públicamente él repite que una de sus estrategias es crear el apoyo de la opinión pública para presionar a la justicia. Y esto fue lo que ocurrió. Moro debería ser solo un juez pero en cambio hace declaraciones políticas.

¿Cómo recibió Lula la sentencia?

Él está tranquilo. Estuve con sus abogados y de los 940 párrafos de la sentencia apenas 5 se refieren a aportes de la defensa. Las pruebas que generó la defensa no las tuvo en cuenta. Nosotros queremos que se aclare todo en la segunda instancia, hasta el propio Moro reconoció en el fallo que el gobierno de Lula fue el que más hizo mecanismos institucionales para combatir la corrupción y dar herramientas para la Policía y la Fiscalía.

Esta condena afecta la candidatura de Lula, pero también coloca a la crisis brasileña en un nivel inédito...

Lo que más bronca da no es la candidatura de Lula, la condena afecta al funcionamiento del Estado de derecho, esto es una cuestión clave. Estamos en medio de una crisis económica y social profunda y también vemos un deterioro del sistema político institucional. Si esto no se arregla, la condena de Lula le agrega más drama a esta crisis.

El fallo llegó 15 horas después de que se aprobara la reforma laboral, uno de los proyectos de ajuste de Michel Temer, que además enfrenta un proceso legislativo que puede suspenderlo del cargo por corrupción...

Nooo...lo del fallo de Lula y la reforma laboral es una coincidencia...Y surge poco antes de que una mayoría fugaz en el Congreso buscara salvar a Temer.

¿Se pueden comparar los casos?

Es un juicio totalmente distinto. En el caso de Temer hay pruebas visibles, grabaciones, filmaciones. A Temer lo involucra una valija con dinero, de su hombre de confianza (Rodrigo Rocha Loures, filmado recibiendo $ 130.000 de sobornos de la empresa JBS, la misma que grabó a Temer avalando sobornos). Pero hay que tener en cuenta que el problema fundamental de Brasil es la crisis económica y no los casos de corrupción. Los 14 millones de desocupados y el desorden institucional.

Usted fue un interlocutor presidencial con los líderes mundiales, sobre todo los latinoamericanos. Temer hizo giras por Europa y volvió con fracasos. El Partido de los Trabajadores (PT) defiende que la próxima elección deberá calmar la crisis. Pero en el escenario internacional, habrá un rumbo diplomático, más allá de que de si Lula o la derecha ganen la elección?

Yo creo que Brasil solo recupera su rumbo si se soluciona, primero, la situación interna del punto de vista económico y social, y, segundo, si se tiene un análisis correcto de la situación global. Hoy este Gobierno no tiene ni una cosa ni la otra. (I)

ENLACE CORTO

Banner

Últimas noticias

Twitter

Portada

Lea la edición impresa

Portada impresa

Google Adsense