Ecuador estuvo más activo en el mapa internacional

- 05 de diciembre de 2016 - 00:00
EL TELÉGRAFO, 2014. Con la presencia de mandatarios de la región, se inauguró en Quito la sede de Unasur.
Foto: Archivo / El Telégrafo

Celac y Unasur aceleraron la integración. Angostura y el litigio con transnacionales movieron la agenda exterior.

Protagonista de la integración regional y el respeto a la soberanía nacional, el Gobierno puso al país en el contexto exterior. Hubo hechos emblemáticos (como la salida de las tropas estadounidenses de la base de Manta) y momentos de dura confrontación (con Colombia, por el bombardeo en la zona de Angostura, a un campamento de las FARC).

Una de sus primeras acciones fue participar en la creación de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur). Resalta la cumbre del organismo realizada en Río de Janeiro, el 31 de marzo de 2007.

Con escasos meses en el Gobierno, Rafael Correa decidió adherir al país al bloque de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (Alba), fundado por Venezuela y Cuba. Mantuvo una posición crítica sobre el papel de la Organización de Estados Americanos (OEA), al punto que sostiene la necesidad de que la sede salga de Washington. A ello se suma la consolidación de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac) y del bloque G77+China, foros internacionales en los cuales Ecuador tuvo protagonismo, principalmente en temas económicos.

El acercamiento a países, hasta entonces no tradicionales, también es parte de la agenda exterior ecuatoriana, como son los vínculos con China, Rusia, Bielorrusia, Turquía e Irán, sin contar con la apertura de nuevas embajadas en países de Asia.

Aunque tuvo un discurso de confrontación con EE.UU., las relaciones con esa nación no se debilitaron. En 2008 terminó el plazo de la ocupación de la base militar de Manta (Manabí) por tropas estadounidenses, la misma que no fue renovada. La defensa del Estado ecuatoriano en cortes internacionales, frente a diversas acciones de grandes empresas transnacionales, también fue parte de la agenda. Se destacan los casos de las petroleras estadounidenses Chevron y Occidental. La masacre de Angostura, en marzo de 2008, fue un hecho que generó uno de los mayores conflictos diplomáticos en la región. En ese acto sangriento, militares colombianos, apoyados por EE.UU., ejecutaron en territorio nacional la operación ‘Fénix’, lo que generó protestas por parte de Ecuador. La crisis se zanjó después de 8 días. Colombia se disculpó ante las autoridades ecuatorianas por el incidente. (I)

EL HECHO RELEVANTE

Assange y Snowden: dos momentos de alta tensión diplomática con Gran Bretaña y Estados Unidos

Entre 2012 y 2013, el Gobierno ecuatoriano sorteó 2 impasses internacionales de resonancia mediática, con Gran Bretaña y EE.UU., respectivamente.

Con el Gobierno británico el problema surgió alrededor de la figura del fundador del portal WikiLeaks, Julian Assange. El periodista de origen australiano publicó miles de cables de archivos clasificados de EE.UU. y de otros países europeos. Paralelamente, sobre él pesaba una investigación de la justicia de Suecia por una acusación en su contra, derivada de un supuesto delito sexual.

Assange negó las acusaciones y sostuvo que, por la publicación de los cables, corría el riesgo de ser extraditado por el gobierno de Washington. El 19 de junio de 2012 se refugió en la embajada de Ecuador en Londres y de inmediato solicitó asilo político.

El Gobierno ecuatoriano consideró analizar el caso, lo que generó la reacción del Gobierno británico.

El 15 de agosto, Gran Bretaña amenazó con entrar a la fuerza a la sede diplomática para arrestar a Assange, lo que provocó la respuesta inmediata de la Cancillería ecuatoriana al afirmar que esa declaración era “inamistosa”.

Al día siguiente, el Gobierno decidió conceder asilo a Assange y desde entonces el fundador de WikiLeaks se mantiene en la sede diplomática ecuatoriana.

En junio de 2013, Edward Snowden expuso en los periódicos The Guardian y The Washington Post documentos clasificados considerados de alto secreto, sobre los programas de la Agencia Nacional de Inteligencia (NSA) de Estados Unidos.

El Gobierno estadounidense inició la búsqueda de Snowden, quien se encontraba en Hong Kong (China Popular). Apenas él se enteró de lo ocurrido, voló a Rusia y de allí, en un vehículo diplomático de Ecuador, ingresó al aeropuerto de Sheremétievo, donde quedó retenido en la zona de tránsito. De inmediato solicitó asilo a varios países, entre ellos Ecuador, hasta que, luego de intensas gestiones, el 1 de agosto del mismo año, el Gobierno ruso le concedió asilo temporal por un año, a pesar de las fuertes amenazas estadounidenses.

El 7 de agosto de 2014, el abogado ruso de Snowden, Anatoly Kucherena, anunció que el contratista de la NSA recibió un permiso de residencia de tres años, concedido por el Gobierno de Rusia. Snowden agradeció públicamente a Ecuador por su intervención. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: