Martes, 18 Octubre 2016 00:00 Tecnología

Científicos hallan cavidad en pirámide de Keops

El faraón Keops, de la IV dinastía que reinó en Egipto, hizo construir la pirámide.
El faraón Keops, de la IV dinastía que reinó en Egipto, hizo construir la pirámide. Foto: internet

Los investigadores de cuatro países trabajan con termografía infrarroja para descubrir estructuras internas.

AFP

La pirámide de Keops, una de las siete maravillas de la antigüedad, construida hace 4.500 años en Egipto, podría contener dos cavidades desconocidas, anunciaron los científicos encargados del proyecto ‘ScanPyramids’.

El jueves, el Ministerio de las Antigüedades egipcio informó en un comunicado de dos anomalías detectadas en la pirámide del faraón Keops y precisó que se harían más pruebas para definir su “función, naturaleza y tamaño”.

El proyecto ‘ScanPyramids’, lanzado en octubre de 2015, recurre a  tecnologías que mezclan la termografía infrarroja, la radiografía con muones y la reconstrucción en 3D (tridimensional) para intentar revelar la presencia de estructuras internas desconocidas a día de hoy en los monumentos antiguos.

Científicos egipcios, franceses, canadienses y japoneses efectuaron “una campaña de muografía” (tomografía con muones) en la Gran Pirámide de Guiza, la última de las siete maravillas del mundo antiguo.

“El equipo de #ScanPyramids puede confirmar la presencia de una cavidad desconocida en el canto nordeste de la pirámide, a una altura de unos 105 metros del suelo”, informa un comunicado.

La nota confirma “la existencia de una cavidad oculta detrás del flanco norte, que deja entrever uno o más pasillos superpuestos que se hunden en el corazón de la Gran Pirámide”. “Queda por establecer la forma precisa, el tamaño y la posición exacta de esta estructura”.

El monumento gigantesco se encuentra a las afueras de El Cairo, junto a la esfinge y las pirámides de Kefrén y Micerinos. La mandó a construir Keops, un faraón de la IV dinastía que reinó en Egipto hace más de 2.600 años antes de Cristo.

“Detectores colocados en lugares adecuados (por ejemplo en el interior de la pirámide, bajo una posible cámara todavía no detectada), permiten por acumulación en el tiempo de las partículas, distinguir las zonas vacías de las más densas”, señala el texto. (I)

ENLACE CORTO