Lunes, 18 Septiembre 2017 00:00 Economía

La institución lanzará un plan piloto dirigido a los comerciantes de abastos a finales de este mes

"Si los bancos no migramos a lo electrónico, vamos a quedar fuera"

"Si los bancos no migramos a lo electrónico, vamos a quedar fuera"
Foto: EL TELÉGRAFO

El presidente ejecutivo del Banco del Pacífico, Efraín Vieira, destacó que el sistema tecnológico es lo que ha marcado el crecimiento de la entidad.

Redacción Economía

Cuando Efraín Vieira asumió la presidencia ejecutiva del Banco del Pacífico, a mediados de 2013, se sorprendió al saber que en ese último año se instalaron apenas 20 nuevos cajeros automáticos.

Impulsado por la necesidad de innovar y modernizar la banca y con conocimientos del fintech (servicios financieros con nuevas tecnologías), el siguiente año colocó 212 cajeros en todo el país.

“Yo visualizo que si los bancos -que tenemos una operación muy tradicional- no migramos y cambiamos a esquemas de transacción electrónica, vamos a quedar fuera del juego”, destacó Vieira en un diálogo con EL TELÉGRAFO.

El desarrollo tecnológico del banco ha sido una de las vías que le ha permitido ganar espacio en el mercado ecuatoriano.

El Banco de Pacífico nació hace 45 años como una iniciativa privada de Marcel Laniado de Wind, quien redirigió la innovación tecnológica de la institución.

A raíz de la crisis económica de 1999 y la dolarización en 2000, la entidad pasó a manos del Estado y desde 2001 quedó como una banca de derecho privado, pero con el Banco Central del Ecuador como accionista público. En 2013, este lugar lo ocupó la Corporación Financiera Nacional (CFN).

Actualmente la entidad es una institución financiera pública y ocupa el segundo lugar en el país por el monto de sus activos, superada únicamente por Banco Pichincha (ver infografía).

*Haga click en la imagen para agrandarla

Desde enero hasta agosto de este año la entidad generó $ 45 millones de utilidades, monto que supera la cifra del cierre del año pasado.

Vieira no deja de mencionar que los logros alcanzados han sido gracias al equipo de 3.100 personas que laboran en el banco.

“Es fundamental que los bancos migren sus transacciones a lo electrónico. Del 100% de nuestras transacciones, el 85% son electrónicas. Cuando yo veo mis cajas vacías en lugar de preocuparme me da felicidad”, dijo el ejecutivo.

Adicionalmente a los cajeros comunes, el Pacífico también apostó por los ‘multifunción’ que permite hacer pagos de los servicios de agua potable y luz; así como transferencias, retiros y depósitos en efectivo o en cheques.

“Cuando un alcalde de una ciudad pequeña me llama y me dice: ‘Quiero una agencia’, le respondo que no es necesario y que solo necesita un sitio con seguridad y uno de estos cajeros. Al inicio se resisten, pero cuando conocen bien el equipo, quedan felices”, contó Vieira. Los cajeros multifunción se complementan con el sistema de ‘depósito ágil’, máquina escáner que deposita automáticamente el valor del cheque de cualquier entidad sin necesidad del físico.

Y el próximo 1 de octubre arrancará un plan piloto denominado ‘crédito ágil’, que permitirá acceder a préstamos de consumo de hasta $ 5.000.

Bancarización para los mercados

En este sentido, Vieira anunció que “el banco está haciendo un cambio importante en su visión. Hoy queremos bajar del sector corporativo al tema de microfinanzas”.  

El presidente del banco recordó que un primer paso se dio en 2016, cuando apoyaron a los maiceros con aperturas de cuenta y otorgamiento de créditos.

La siguiente etapa será ingresar a los mercados de abastos para ofrecer préstamos a las asociaciones de comerciantes. El lanzamiento de este plan piloto será a finales de este mes. “Esto es bastante disyuntivo porque la entidad no había tenido una visión en esa área. Es un grupo mayoritario que requiere la bancarización y considero que nosotros podemos hacerlo”.

Por otra parte, Vieira recalcó que el Banco de Pacífico es un jugador activo dentro de la iniciativa del dinero electrónico, ya que está comprometido con el programa desde su lanzamiento en 2014 y apoya las iniciativas que busquen el desarrollo socioeconómico del país y la bancarización.

Vieira comparó el ingreso del dinero electrónico con el de la tarjeta de crédito cuando por temor a lo desconocido la gente no la utilizaba, pero considera que ese escenario va a cambiar.

“La gente no lo quiere usar, pero quien motiva su uso es el agente del establecimiento. Con las tarjetas generamos un esquema de compensación para que los agentes del establecimiento pidan su uso, así que el dependiente es el llamado a pedir la utilización del dinero electrónico ahora”.

Respecto a este punto, el Banco del Pacífico cuenta con más de 30.000 establecimientos comerciales con los que efectúa transacciones por medio de sus tarjetas de crédito y débito.

Tras el anuncio presidencial de que el dinero electrónico será manejado por la banca privada, Vieira  indicó que el escenario aún no es claro. “Hay que ver si se define el acceso al sistema que tiene el Banco Central y si  desde la banca privada se va a tener ese mismo acceso. Eso no está claro todavía, mientras tanto, nosotros vamos a seguir apoyando el  sistema actual”.

Facilidades para los millennials

Los jóvenes son otro público objetivo del Banco del Pacífico. Los proyectos dirigidos hacia ellos, según Vieira, permitirán que el banco continúe en la senda de crecimiento.

Asimismo, visualiza a un banco digital. “En ese sentido, fuimos los primeros en lanzar un esquema de banca omnicanal”.

Este sistema permite que el usuario realice transacciones mediante diferentes canales, por ejemplo, de un celular a una computadora, sin interrumpir la operación y sin que el usuario tenga un ambiente distinto.

Esta herramienta le permitió a Vieira lanzar la aplicación Cuenta Smart, dirigida a los millennials de hasta 25 años, quienes ahora pueden abrir cuentas corrientes sin necesidad de acercarse a un banco.

Aunque el piloto proyectó captar 100 usuarios al mes, obtuvieron 2.000. Actualmente tienen 8.841 aperturas bajo esta modalidad. (I)

ENLACE CORTO