Las importaciones aumentaron 56% con el desmonte de las salvaguardias

El 95% de los trámites en el puerto de Guayaquil es digital

| 13 de Julio de 2017 - 00:00
Las innovaciones en el sistema Ecuapass generan que los actores productivos ahorren en logística.
FOTO: Foto: Miguel Castro / EL TELÉGRAFO

La expectativa de crecimiento para Contecon es del 3%. En los 10 años de concesión la inversión de la empresa asciende a $ 300 millones.

El puerto de Guayaquil está en sexto lugar entre sus similares de Latinoamérica, gracias a las herramientas que han permitido optimizar tiempos y recortar el gasto en trámites administrativos.

Ayer las autoridades del Servicio Nacional de Aduanas (Senae) y la operadora Contecon presentaron las mejoras en el sistema Ecuapass. Una de ellas es que las declaraciones toman diez minutos, lo que evita recargos y retrasos, informó Mauro Andino, director general de la entidad.

El gerente de la operadora Contecon, José Miguel Muñoz, detalló que se trata de un todo, desde la disminución del tiempo en carga y descarga de mercancías, la cual ahora es de 30 minutos hasta la logística implementada por Senae.

Rubén Montesdeoca, director de Mejora Continua y Normativa, detalló que antes se demoraba aproximadamente 2 días, porque se generaba una declaración, se debía imprimir y de ahí enviarla a una ventanilla, aquello tomaba alrededor de 2 días.

El funcionario aduanero aclaró que en temas de simplificación de trámites, Ecuador está a la vanguardia con relación a otros países de la región. “Hemos compartido experiencias con otros países”.

Contecon se adjudicó la operación de la terminal por 20 años. En la actualidad la inversión supera los $ 300 millones y hay un monto similar por concepto de las contraprestaciones canceladas al Estado por la concesión que hace la empresa a la Autoridad Portuaria de Guayaquil. Muñoz señaló que el año anterior se superaron los $30 millones, que se invirtieron en instalaciones para logística y grúas.

La expectativa es que este año el movimiento de carga sea del 3%. Desde el desmonte de las salvaguardias el movimiento de las importación creció a 56% con relación al año anterior. Andino explicó que había un rezago por el incremento de tributos. Aseguró que las autoridades correspondientes trabajan en el tema para evitar una fuga masiva de capitales.

Los tiempos de ingreso de un contenedor para exportación en promedio es de 30 minutos y los tiempos de transferencia en la garita es menos de un minuto, reduciéndose con ello el riesgo de que la mercadería no se embarque.

La transferencia fallida que no puede entrar al terminal es un gasto de $ 180 o $ 200. Muñoz recordó que esta situación es más problemática al no poder embarcar por temas logísticos. El riesgo es que la mercadería se pierda y eso es una pérdida significativa.

El gerente de la concesionaria informó que el puerto de Guayaquil, en 2016, movió alrededor de 1’300.000 TEU (contenedores de 20 pies).

Andino celebró la alianza público privada con la concesionaria y resaltó el diálogo que se da desde el Ejecutivo. Detalló que la desaduanización de la mercadería demora en promedio 4,5 días, por la reducción de tramitología, lo que ha significado un ahorro al sector productivo del país alrededor de $ 30 millones al año. (I)