Jueves, 10 Noviembre 2016 00:00 Mundo

Colombia no tiene claro que el futuro presidente estadounidense mantenga el respaldo de su país en la renegociación de los procesos de paz con las FARC

Trump coloca a EE.UU. en otro escenario geopolítico y rompe con el establishment local

Donald Trump, presidente electo de EE.UU. durante su discurso de victoria.
Donald Trump, presidente electo de EE.UU. durante su discurso de victoria. Foto: AFP

El republicano se dirigió a la nación que gobernará a partir del 20 de enero del 2017. Señaló que es momento de que Estados Unidos cure las heridas de la división y todos trabajen juntos. El actual presidente norteamericano se reunirá con el magnate para que la transición de mandato no tenga contratiempos y felicitó su postura conciliadora.

Redacción, corresponsales y Agencia AFP

El republicano Donald Trump obtuvo la madrugada de ayer 279 votos electorales con los que fue elegido como el 45 º presidente de Estados Unidos. Este resultado desafió las últimas encuestas que mostraban a la demócrata Hillary Clinton con una leve ventaja y además provocó reacciones diversas a nivel mundial.

En su primer discurso como presidente, Trump aseveró que “si trabajamos juntos podemos comenzar la tarea de reconstruir nuestro país”. Expresó que “ahora es momento de que EE.UU. cure las heridas de la división trabajando juntos. Debemos unirnos como un solo pueblo”.

Por su parte, Hillary Clinton reconoció los resultados y pidió que le den “una oportunidad para que gobierne para todos los estadounidenses” y se puso a disposición para trabajar en el nuevo gobierno.

Ya por la tarde de ayer, el presidente Barack Obama también ofreció un discurso en el que indicó sentirse alentado por el tono conciliador de Trump. Un portavoz de la Casa Blanca anunció que el mandatario se reunirá hoy con Donald Trump para que su equipo de colaboradores garantice una transición de poder sin contratiempos.

Tras protagonizar una campaña explosiva; llena de agravios contra las instituciones y los ideales tradicionales de la democracia estadounidense, el diario The New York Times publicó que las propuestas del magnate electo, de 70 años, parecen desafiar a la constitución del país.

Durante la campaña, el republicano amenazó a sus opositores con un celo autoritario y prometió demandas contra los medios que lo criticaban y las mujeres que lo acusaron de agresión sexual.

Por su parte The Washington Post explicó que su victoria fue impulsada por una oleada de votantes, abrumadoramente blancos y muchos sin títulos universitarios, que se sintieron abandonados por la recuperación económica, ignorados por Washington y despreciados por las élites políticas y culturales.

El triunfo de Trump se produce en un momento en que los acuerdos comerciales están tocados. Francia pidió suspender las negociaciones sobre el Tratado Transatlántico de Libre Comercio (TTIP o Tafta) entre la Unión Europea y Estados Unidos.

Meses antes, el millonario también propuso renegociar el tratado de Libre Comercio de América del Norte (Tlcan), en vigor desde 1994 entre EE.UU., México y Canadá, al que calificó como ‘el peor’.

DATOS

Durante las elecciones se efectuó una reforma paralela en la que 4 estados aprobaron el uso medicinal de la marihuana (Florida, Arkansas, Montana y Dakota del Norte) y otros 5 su uso recreativo (California, Arizona, Massachusetts, Nevada y Maine).
Los jefes de la diplomacia de la Unión Europea (UE) celebrarán una reunión para tomar una postura frente a Trump.
Las búsquedas en Google con la frase ‘mudarse a Canadá’ aumentaron 75% desde el martes. Algunos estadounidenses buscarían huir hacia el país que gobierna el primer ministro Justin Trudeau.
Varias ciudades protestaron por el triunfo del republicano entre ellas; Oakland, Los Angeles, Portland y Oregon. Mientras que en Nueva York, la cantante Lady Gaga alentó al pueblo anti-Trump. Los manifestantes bloquearon las calles con tachos de basura y quemaron banderas. (I)

La reacción internacional

En México no se habla de otra cosa: Donald Trump es el nuevo presidente de Estados Unidos, el país con el cual se comparten 3.185 kilómetros de frontera; un lugar donde prácticamente todos los mexicanos tienen algún familiar o conocido.

El mandatario de ese país, Enrique Peña Nieto, quien generó polémica al invitar a Trump durante la campaña electoral y recibirlo con honores, se pronunció con 4 mensajes desde su cuenta en Twitter en los que lo felicitó y remarcó que confía en seguir “estrechando lazos de cooperación y respeto mutuo”.

Aunque analistas y expertos, tanto conservadores como progresistas, lamentan el resultado, entre los ciudadanos no se observa la preocupación por el triunfo del republicano que prometió construir un muro en la frontera (que en la actualidad ya tiene extensos tramos amurallados). “Todos nos chingan igual”, dicen dos señores mientras compraban ayer un café para arrancar el día.

En Colombia, aunque el presidente Juan Manuel Santos dijo que su país espera seguir siendo ‘socio estratégico’ de Estados Unidos en América Latina, sin embargo, funcionarios del gobierno manifestaron de manera privada su preocupación por el triunfo de Trump.

Sobre todo, porque no se presenta de forma muy clara que el futuro presidente mantenga el respaldo a Colombia en la renegociación de los procesos de paz entre el gobierno de Colombia con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).

La administración del presidente Barack Obama prometió ayudas al posconflicto colombiano. El paquete de asistencia anunciado para el 2017 incluía $ 450 millones que se invertirían en desmovilización de guerrilleros, sustitución de cultivos ilícitos y desminado que aún esperan la aprobación de la Cámara y del Senado que ahora también está en manos de republicanos.

La internacionalista Socorro Ramírez dijo que lo mejor sería que cuando Trump asuma (en enero próximo) “ya haya un acuerdo renegociado con las FARC”.

Por otra parte, Álvaro Uribe, expresidente y principal opositor a los acuerdos de paz, fue criticado en las redes sociales por su ‘oportunismo político’ luego de que twitteó: “Felicitaciones presidente Trump; el narcoterrorismo de Colombia y la tiranía de Venezuela son los grandes enemigos de nuestra democracia”.

Asimismo, el gobierno de Brasil, surgido de un juicio político denunciado como un golpe parlamentario contra la presidenta electa Dilma Rousseff,  había apostado a Hillary Clinton, pero ahora el gobernante Michel Temer dijo que nada cambiará en las relaciones entre Brasil y EE.UU. con la victoria republicana.

La posición del gobierno había sido explícita por el canciller José Serra, que se había posicionado detrás de Clinton, teniendo en cuenta que Estados Unidos es el segundo socio comercial de Brasil, detrás de China. “Si llega a ganar (Trump) vamos a tener que ver las cosas en forma pragmática”, señaló en  julio el canciller.

En tanto, el Gobierno británico de la conservadora Theresa May buscará restablecer la ‘relación especial’ de Gran Bretaña con la potencia americana. La Primera Ministra del Reino Unido dijo que ambos “tienen una relación especial y duradera”, y confirmó que sus países “seguirán siendo socios cercanos en comercio, seguridad y defensa”.

Los analistas y expertos políticos consideran que la relación política entre May y Trump podría parecerse a la que mantuvieron en los años 80 Thatcher y el presidente republicano Ronald Reagan.

La llamada ‘Dama de Hierro’ y Reagan formaron una alianza personal y política en la que promovieron la misma agenda reformista: bajos impuestos, reducciones del gasto social, todo el poder al mercado, máxima libertad para la iniciativa privada y constantes restricciones a la actividad del sector público.

La cancillería de Ecuador también felicitó al nuevo mandatario estadounidense y señaló en un comunicado que “espera mantener relaciones basadas en el respeto mutuo con la administración de Trump”. (I)

-----------------------

Voto hispano dio frutos en Nevada

Catherine Cortez Masto, la primera latina en el Senado

Foto: AFP

De la mano de la candidata demócrata Hillary Clinton y con un promotor en su campaña como el presidente Barack Obama, Catherine Cortez Masto (estadounidense con descendencia mexicana), despertó al electorado latino que se volcó a las urnas en Nevada y la convirtió en la primera mujer de la comunidad en llegar al senado.

“Si la presidenta es Hillary Clinton trabajaré con ella por nuestra comunidad y si es Donald Trump, les recuerdo que para eso existe el sistema de contrapesos. Ahí estaremos”, indicó horas antes de conocerse que el republicano Trump se quedó con la presidencia de EE.UU.

Con su victoria las predicciones de las encuestas se cumplieron: los hispanos de Nevada no solo salieron a votar en masa sino que hicieron un trabajo arduo para darle su lugar en el Congreso a Cortez Masto que obtuvo el 48% del respaldo, es decir casi 450,000 votos, según publicó el portal latino de Univisión.

Esta participación también hizo ganador a otra ficha latina, quien logró un escaño en la Cámara: el mexicano Rubén Kihuen. El actual senador estatal tomó el escenario este martes antes que ella y recordó apasionado que su madre Blanca trabajó por 22 años como ama de llaves en la industria hotelera.

“Esta es la muestra del sueño americano: una familia que se vino de Guadalajara, México con una mano adelante y otra atrás y logró que uno de sus hijos se convirtiera en el primer inmigrante en llegar a la Cámara por el estado de Nevada”, aseguró.

La comunidad latina (con 55 millones de los 300 millones de ciudadanos estadounidenses) representa la primera minoría del electorado nacional. De los 50 condados con las mayores poblaciones de hispanos, 10 de ellos fueron claves en los comicios. (I)

--------------------------

El oro se fortaleció en el 4,9% para venderse a $ 1.337,40

Luego de que el magnate ganó, las bolsas de Asia y Europa se tiñeron de rojo

Tras conocerse que el republicano Donald Trump será el próximo presidente de Estados Unidos, los mercados europeos se sumaban a las Bolsas asiáticas en la jornada de bajas.

Desde la noche del martes, ante un eventual triunfo del magnate el peso mexicano se desplomó, mientras que las Bolsas asiáticas se desplomaban y los valores refugio se disparaban.

La noche del martes, la Bolsa de Valores de Tokio cayó 5.36%, su mayor desplome porcentual en lo que va del año, esto tras el del 7.92% se registró el 24 de junio a raíz de la victoria del ‘Brexit’ en el referéndum celebrado en Reino Unido para separarse de la Unión Europea.

El mercado de Hong Kong perdió 2.16%, en tanto el de Seúl se deslizó un 2.25%.

En China, el referencial índice de Bolsa de Valores CSI300 que representa a las principales acciones que cotizan en los mercados de Shanghai y Shenzhen retrocedió un 0.54%, mientras el índice Compuesto de Shanghai un 0.62%.

Por su parte, el Ministerio Japonés de Finanzas, el Banco de Japón (BoJ) y la Agencia de Servicios Financieros (FSA) nipona convocaron a una reunión de emergencia ante la brusca caída de los mercados de la región.

Ayer, el dólar se debilitó el 3% ante una las principales monedas del mundo, el yen, una divisa considerada refugio en tiempos de incertidumbre.

Asimismo, durante las primeras horas, las bolsa de valores de España IBEX y el sistema  financiero del Reino Unido, el FTSE Mib de Milán, lideraban las pérdidas, con retrocesos de 2,1% y 1,86% respectivamente.

En París y Frankfurt, las caídas oscilaban en torno al 1%. Londres registra una baja marginal de 0,06%.

El sector automotriz europeo, cuyo negocio depende de las exportaciones que el proteccionismo de Trump podría poner en peligro, lo acusaba especialmente las pérdidas, con un retroceso de 3% en el índice Stoxx Europe 600.

El petróleo también bajó en los principales mercados internacionales. Los futuros de petróleo retrocedían 4,3% en Nueva York, en el descenso más profundo verificado desde septiembre último. No obstante, la apertura de Wall Street estuvo marcada por la volatilidad pero solo han registrado bajadas leves.

De acuerdo con la agencia Bloomberg, el precio del barril de crudo West Texas Intermediate (WTI) para entrega en diciembre retrocedía $ 1,92 hasta $ 43,07.

El barril de crudo Brent para entrega en enero descendía 3,6% hasta US$ 44,40 en el Intercontinental Exchange (ICE) de Londres.

El analista en CMC Markets, Jasper Lawler, advirtió que este miércoles postelectoral puede ocurrir volatilidad en los mercados europeos de hasta del 4% o 5%, superior a la que se vivió tras el Brexit y advirtió de la posibilidad de que la libra esterlina se ubique en $ 1.30 en los próximos días, en una caída peor que la registrada después del referendo de junio cuando alcanzó $ 1.34.

El portal Excélsior publicó que los inversionistas recibieron con pesimismo el triunfo de Trump, pues las empresas europeas obtienen la mayor parte de sus ingresos de EE.UU.. De acuerdo con el banco de inversión Liberum, la victoria republicana apoya al sector farmacéutico ya que las reformas a los precios de los medicamentos, propuestos por la demócrata Hillary Clinton, es poco probable que se materialice.

James Butterfill, jefe de investigación y estrategia de inversión de ETF Securities en Londres indicó que los operadores ya están expresando sus preocupaciones a través de la depreciación del dólar, que es una mala noticia para las empresas europeas.

El índice Stoxx Europe 600, que agrupa a las 600 compañías más importantes que cotizan en los mercados de renta variable de 18 países europeos, a las 08:11 horas de Londres (03:11 en Ecuador) bajó el 1.78% para ubicarse en 328.95.

Por su parte, el tipo de cambio del peso mexicano perdió un 10% de su valor. Según apuntó ‘The Financial Times’, es la mayor caída de la divisa mexicana desde la crisis de devaluación de 1994.

Asimismo, el oro, tradicional refugio de los inversores en épocas de incertidumbre, subió ayer casi el 5%. La onza de oro XAU (cambio de dólar a oro) avanzó al 4,9%, el mayor ascenso desde el 27 de septiembre, para venderse a $ 1.337,40.

El 24 de junio, un día después de la victoria del ‘Brexit’, en el referéndum europeo, también hizo subir al metal, que llegó a ganar 8% ese día.

A contracorriente de la tendencia mundial, los mercados financieros rusos operaron ayer en alza. El rublo (moneda de Rusia) mantuvo estable su valor frente a la divisa estadounidense; cotizada a 63,85 rublos por dólar. (I)

Un agente apunta a la pantalla dentro de la terminal de operaciones que muestra el índice S&P 500 en Londres. Los mercados bursátiles globales cayeron ayer. Foto: AFP

ENLACE CORTO
Lectura estimada:
Contiene: palabras
Modificado por última vez:
Miércoles, 09 Noviembre 2016 21:29

Banner

Últimas noticias

Portada

Lea la edición impresa

Portada impresa

Google Adsense