Viernes, 13 Octubre 2017 00:00 Cartas al director

El chocolate

Cartas al Director

Tengo presente un recuerdo de un día que nuestros padres nos llevaron al Parque Histórico de Guayaquil cuando todavía éramos niños. Todos los que hemos visitado el lugar, además de aprender sobre algunos animales de nuestro país Ecuador que están en la parte del zoológico, llega el momento de visitar la casa de campo.

Recuerdo que, cuando mencionaron el cacao, mi papá me dijo: “¡Pruébalo, es el mejor del mundo!”. El sabor de la pepa del cacao lo mantengo hasta ahora como un bonito recuerdo.

Hablar de chocolate en nuestro país, Ecuador, es tan natural como tomar chocolate caliente un domingo por la noche con unos sánduches calientes o ‘aplanchados’ con la familia.

Si nos vamos un poco a la parte histórica de nuestro cacao, en uno de los cantones que más lo producen es Vinces, conocido como ‘París Chiquito’, debido a que los ‘Gran Cacao’, los hacendados de aquella época viajaban a París con sus familias y retornaban no solo con la mejor ropa sino también costumbres culinarias y culturales que implementaban en sus casas.

Nuestro cacao nacional fino de aroma también adoptó el nombre de ‘Pepa de Oro’ por el alto precio que se pagaba una vez que se sabía que el producto era ecuatoriano.
No importa cómo consumamos el chocolate -blanco, de leche o negro-, de todas las formas es delicioso. Y más si es ecuatoriano.

Samantha Jijón Gagliardo

ENLACE CORTO

Google Adsense

Google Adsense