El que ríe último, ríe peor

- 04 de noviembre de 2016 - 00:00

Entre la euforia y la realidad, las sonrisas se disipan: cuando Jairala y Moncayo pactaron, el Prefecto del Guayas transmitió la idea de que él y solo él pondría el binomio del militar. Pero ‘su’ candidato Canessa, político sagaz, supo que algo iba mal y dijo no. ¡Ay Jimmy, el caballo delante de la carreta; así no es! (I)   

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: