Sábado, 04 Febrero 2017 00:00 Politiko 2017

Moreno promete entregar 250.000 viviendas dignas

El candidato presidencial, Lenín Moreno, durante un recorrido por las calles de Ambato.
El candidato presidencial, Lenín Moreno, durante un recorrido por las calles de Ambato. Foto: Daniel Molineros / EL TELÉGRAFO

El candidato de PAIS plantea que con la construcción de las casas se generarán 75.000 nuevos empleos directos.

Redacción Política

Riobamba.-

La idea de Lenín Moreno, candidato de PAIS, de entregar 325.000 viviendas a los ecuatorianos durante su gestión motiva a Leonor Cepeda.

La mujer de 75 años construyó su casa hace más de 30 años por 70 sucres en el barrio Corona Real (Riobamba), pero ahora colapsa. Las tejas están en mal estado y  por las paredes filtra el agua. En un cuarto de piso de tierra duerme, en colchón de paja, con dos gallinas que son los únicos animales que le quedan. Vive del Bono de Desarrollo Humano de $ 50. Con eso paga la luz y medicinas para los pulmones que se le afectaron por cocinar con leña. Tampoco tiene agua.

Moreno propone la ‘Misión Casa para Todos’, como parte del plan de gobierno denominado ‘Toda una vida’. “Sería una gran alegría tener otra casita, me da miedo que todo caiga encima, ya soy vieja y no puedo construir una nueva”, dijo Cepeda, que recibe $ 8 al mes por pelar más de ocho quintales de ajo.

Según Moreno, de las 325.000 familias que accederán al programa, 191.000 hogares de pobreza extrema tendrán vivienda en forma gratuita.  Mientras que las restantes  134.000 familias de escasos recursos accederán a una casa cuyo costo será subsidiado por el Estado en el 50%. Según el postulante pagarían $ 20 mensuales por 20 años. No cancelarían intereses.

Moreno explicó que con esta medida se financiará la vivienda a través de un sistema de copago. Estima que la casa costará $ 10.000; la familia pagará $ 20 al mes y el Estado asumirá la diferencia de ese monto total.

“El costo de la vivienda se abarata porque la relación es directa entre el Estado y la familia, pues no participará ningún intermediario financiero en esta actividad”, dijo el postulante de PAIS.

Análisis de la vulnerabilidad

A Luz María Quinte, de la comunidad Tunshi San Nicolás, le preocupa que las personas que realmente necesitan no se beneficien de estos programas. Contó que  hay personas que tienen carros y casas  y  siguen cobrando el Bono de Desarrollo, mientras quienes viven en pobreza extrema no.  

Moreno detalló que cuentan con  el Registro Social y la información del Instituto Nacional de Estadística y Censos (INEC) que permite identificar la vulnerabilidad de las familias ecuatorianas por ingresos, consumo, necesidades básicas y también el déficit habitacional.

Explicó que con esa información se seleccionarán las familias beneficiarias, tal como sucede con el Bono de Desarrollo Humano y el actual Bono de la Vivienda. “La Misión Casa para todos está destinada a atender a las personas más pobres y vulnerables con vivienda gratuita y vivienda subsidiada”, afirmó.

En la comunidad Pungala hay personas en extrema pobreza. Según el presidente Efraín Allaica, viven 200 jefes de familia; el 20% no tiene casa propia. “Una vivienda es un sustento para los hogares”. Reconoció que el gobierno actual  entregó varias casas, pero que aún falta apoyo en algunas de las 27 comunidades de Pungalá, entre ellas Niño Loma.

En cambio, en la parroquia Calpi, en Chimborazo, viven  8.500 personas. Se dedican a la siembra de papa y quinua. Para Antonio Jurado, presidente de la parroquia, que las personas en  extrema pobreza tengan vivienda gratuita “sería una gran bendición”. Contó que el gobierno actual entregó varios de los inmuebles al sector campesino, pero calcula que el 60% de los habitantes de esa comunidad no tienen un lugar digno dónde vivir.  

El postulante de PAIS explicó que su propuesta está dirigida a cuatro de cada cinco familias, en especial a esa mayoría de 325.000 ecuatorianos que necesitan vivienda y que les resultaría imposible pagar una cuota de $ 150 al mes.

María Caiza vende ropa en  un local comercial de esa ciudad. Gana un salario básico de $ 375. “No estoy en extrema pobreza, pero aún me resulta inalcanzable una casa”.
Moreno señaló que para las familias de ingresos medios se facilitará  la entrega de créditos para vivienda desde el Banco del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (Biess) y cooperativas de ahorro y crédito.

Explicó que la iniciativa se financiará con  $ 900 millones. Para alcanzar la meta propone priorizar este presupuesto dentro del Plan de Inversiones del Gobierno Nacional “Eso es totalmente viable”, dijo, ya que el Plan de Inversiones alcanzó un mínimo de $ 5.000 millones y un máximo de $ 8.500 millones.

Además detalló que el programa tendrá una fuerte articulación con el sector privado y con los Gobiernos Autónomos Descentralizados (GAD). Advierte que el sector de la construcción se dedicará exclusivamente a construir, “no tendrá que preocuparse del financiamiento ni de trámites engorrosos administrativos de algunos municipios”.

Adelantó que los GAD que voluntariamente deseen participar se harán cargo de la  urbanización de los terrenos y provisión de los servicios básicos. (I)

Etiquetas:

ENLACE CORTO

Últimas noticias

Últimas noticias

SERVICIO CNE

TWITTER @el_telegrafo

Google Adsense

 

Posesiones Presidenciales