Domingo, 20 Agosto 2017 00:00 Séptimo día

A los ‘peludos’ de la casa también se les celebran los ‘cumples’

A los ‘peludos’ de la casa también se les celebran los ‘cumples’
Fotos: cortesía - copitoGB, lucky pets, locos por los perros.

Ahora las mascotas pueden disfrutar de un pastel a su gusto y también vestir de acuerdo a la ocasión.

Silvia Murillo

El pasado 10 de agosto, Beckham (ojos verdes) y Ronney (ojos cafés) celebraron 4 años de vida. Aunque esa no fue la fecha de nacimiento del segundo, que vino al mundo el 4 del mismo mes, la familia Coello Vásquez aprovechó el inicio del feriado pasado para festejarlos  a ambos.

Los outfits que lucieron estos dos labradores fueron unas camisas hawaianas elaboradas por CopitoGB, tienda que confecciona ropa para perros y gatos. En tanto que el menú estuvo a cargo de Panadería Canina.

“Es la segunda vez que les celebro sus cumpleaños. En mi casa todos los hermanos (tres) somos solteros y están papá y mamá. Así que ellos son como nuestros hijos”, cuenta emocionada Linsy Coello, nadadora máster y periodista.

Ella dice que esta fue la primera vez que les mandó a hacer una torta. A esto se sumó la compra de canguileras, piñata y bocaditos tanto para los cumpleañeros como para los invitados, que fueron niños de entre los 6 y 10 años.

“Recibieron como regalos cuatro huesos y dos peluches masticables”. Los asistentes les cantaron el ‘cumpleaños feliz’ y llevaron sus sorpresas.

Celebrarle el cumpleaños a una mascota es como hacer los preparativos para una matiné infantil, la diferencia es que los bocaditos son para los perros, pero también se mandan a preparar para los humanos.

Mellody Amaya Canabona, de 31 años, es chef e ingeniera en alimentos, y tuvo la idea de crear una panadería especializada en comida para canes. La idea surgió como un emprendimiento hace 5 años y, con el paso del tiempo, tomó forma.

La joven emprendedora comenta que su marca está registrada en el Instituto Ecuatoriano de Propiedad Intelectual IEPI), y su fórmula fue avalada por veterinarios. Su receta le sirve para elaborar tortas, paletas, galletas, pizzas y otros bocadillos caninos.

Con esta línea en noviembre próximo cumple tres años, mientras que el servicio de alimentos para gatos llegará a dos.

“En algún momento tuve mis mascotas y cometí el error de comprarles torta (de humanos) y se pusieron hiperactivas; no les hizo bien. Quería celebrarles una ocasión especial con productos que sean especialmente para ellas”.

Amaya se refiere a una alternativa alimenticia como golosina, para consentirnos, ya sea en el día a día o en su ‘cumple’.

Asimismo, aclara que nada tienen que ver la nutrición canina con la felina, y esta diferencia se evidencia desde los moldes que utiliza, la mayoría de los cuales adquirió en Estados Unidos.

Cuando inició con este emprendimiento, lo orientó a personas de clase media. Sin embargo, con el paso del tiempo, la difusión de su línea en redes sociales y la presencia en ferias caninas hizo que sus clientes sean de todos los sectores, incluso de otras provincias.

Hay personas que adquieren sus productos en el día a día, y que los combinan con el balanceado habitual. Dependiendo de las cualidades y razas, se les recomienda una u otra proteína.

Por ejemplo, manifiesta que los Terrier generalmente optan por el hígado, mientras que los Chiguagua, por el pollo. Menciona que hay mascotas que son alérgicas y por eso se hacen pedidos especiales.

Las ferias, su vitrina

Mellody dice que participan frecuentemente en las ferias caninas que se organizan en la ciudad y también en aquellas que se hacen por razas.

Cuando de la exposición de sus productos les quedan algunos, estos son donados a las fundaciones que rescatan perros en situación de riesgo.

“Hay clientes que nos siguen en nuestras páginas de redes sociales, en las cuales anunciamos las ofertas que habrá, por ejemplo, en una determinada exposición”, resalta Danilo Guevara, de 34 años, novio de Mellody, quien la apoya en su iniciativa.

La pareja comenta que trabaja activamente en las ferias de adopciones con las fundaciones Yo amo animales, Amigos con cola y con la Unidad de Rescate y Recuperación Animal (URRA),  de la Prefectura del Guayas.

Por lo novedoso de su negocio, Mellody recibe sugerencias como la de poner en la percha sus productos, lo que ella descarta, pues entonces estos perderían su parte sana, ya que debería usar conservantes y aditivos químicos, “y serían iguales o peores que un alimento balanceado”.

Resalta que cada vez hay más interesados en engreír a los ‘peluditos de la casa’ con este tipo de preparaciones y ello se refleja en que diariamente recibe entre cinco y ocho pedidos para celebrar un cumpleaños canino.

Los días en que más afluencia de clientes tiene son los lunes, jueves, sábados y domingos. Ellos optan por las tortas mini en forma de hueso que tienen un costo de $ 15, pero también están las redondas grandes que alcanzan para 20 porciones.

Explica que la crema que usa encima de los pasteles como decoración está hecha en base de  yogur griego deslactosado y queso crema light. “Entonces una porción no es nociva”.

¿Cómo vestir en la fiesta?

En el mercado hay varias opciones para vestir a las mascotas y una de ellas es CopitoGB, de propiedad de Cheddy Gavilanes y de Johanna Banchón, su esposa. Ambos le apostaron a esta iniciativa hace 9 años.

Según Gavilanes, hace 10 años escogieron tener una mascota, un maltés al que llamaron Copito, a quien, para “verlo mejor presentado”, le compraron un par de camisetas.

Esas prendas no duraron mucho tiempo y se dañaron. Entonces la pareja de esposos pensó en que igual ellos, otras personas tendrían este tipo de necesidad con sus ‘peludos’.

Gavilanes precisa que luego de un año de búsqueda de prendas de buena calidad no las encontraron. Fue entonces que empezaron a confeccionar camisas para perros.

“Ahora ha cambiado la mentalidad de la gente. Una mascota ya no es simplemente el perro de la casa, sino un miembro más de la familia”.

Ellos iniciaron ofreciendo, a través de su tienda on line, una variedad de camisas elaboradas con tela para humanos, de buena calidad y sobre todo frescas. Poco a poco fueron expandiendo su línea a corbatines, collares, placas y pulseras.

Dice que al inicio hacían prendas para todas las razas, pero se dieron cuenta de que los dueños de perros grandes no optaban por vestirlos, así que decidieron quedarse con clientes de raza mediana y pequeña.

Recuerda que hace poco tuvo el pedido para confeccionar 2 camisas hawaianas para 2 labradores; él se refiere a Ronney y Beckham, de 4 años.

Al igual que Mellody Amaya, los esposos Gavilanes Banchón  participan en las ferias caninas donde promocionan su marca CopitoGB.

Este emprendedor indica que por ser su tienda on line, cuando recibe un pedido, él visita al cliente en su casa y lleva una maleta con varias opciones de prendas para la mascota. Sin embargo, dice que la que más demanda tiene es un vestido elegante con pechera, muy colorido y con adornos.

“Nuestra ropa no se la hace en serie. Se compra un cierto metraje y cuando se acaba la producción, ya no se vuelve a hacer porque a veces la tela se agota y buscamos otras”.

Los precios en feria varían entre $ 8 y $ 15 en vestimenta para hembras, y de $ 8 a $ 12,  para machos. “A mi ‘enano’ no le voy a poner algo que no valga la pena”.

Él comenta que de momento ha dejado de subir fotos de Copito, su mascota, a las redes sociales, pues prioriza publicar la de sus clientes. 

¿Qué más hay para ellos?

En el mercado, sobre todo on line, hay varias empresas que han surgido de una necesidad. Como el caso de Locos por los perros que, según Daniel Rosales, gerente de Producción y Marketing, nació ante la falta de forros caninos para autos.

“Nosotros teníamos nuestros perritos y los llevábamos al parque y eso llevaba a que dañaran el forro del asiento del carro y dejaran pelos”.

Junto con Nathaly Portero, diseñadora industrial, trabajaron en esa idea y hoy, los forros para asientos de carros pequeños y grandes, y cajuelas son su producto estrella.

A esto le suman su línea de ropa, cinturones y arneses de seguridad, y lo último que sacaron al mercado son unos chalecos impermeables que tienen un arnés interior.

 La empresa surgió en diciembre de 2013 y está ubicada en la urbanización Los Mastodontes, en el sector de Carcelén, en Quito. Además tienen un Pet Shop en la calle González Suárez, que se llama My paw house, que es un spa y peluquería.

Y si su mascota ha tenido un día ajetreado y necesita un buen descanso, que mejor que hacerlo en una cama confortable.

De esta necesidad palpada por la voluntaria de Rescate Animal, Stephanie Paladines, nació la tienda Lucky Pets, en marzo de 2014.

Este negocio, también on line, ofrece camas para perros, pues ella, cuando los rescataba de la calle, tenía que comprarlas. “Algunas no son cómodas y se dañan rápido. También produzco placas y collares, porque  el 99,9% de animales que se pierde no tiene identificación”.

La joven, de 29 años, es dueña de una mascota de nombre Luciano y su diminutivo Lucky, fue el que utilizó para llamar a su tienda. Ella reconoce que es muy “novelera” con su perro y eso la llevó también a elaborar collares personalizados y bordados.

Ideas para celebrar el cumpleaños de su mascota y recibir algunos invitados

Lo primero que hay que hacer para celebrarle el cumpleaños a una mascota es escoger el sitio y este dependerá de la raza del homenajeado y de sus invitados. Se aconseja hacerlo en el patio de la casa, si es que lo tiene, o en un área interior. Hay que tener mucha agua fresca. Además hay que consultarles a los dueños de las mascotas invitadas si estas son alérgicas a algún ingrediente. El pastel es muy importante y debe ser comestible para ellos, que no les haga daño y en las debidas porciones de acuerdo a su raza.

Como algunos querrán jugar, se pueden alquilar túneles o hacerles buscar golosinas. Y si quieren ir más allá todavía, se sugiere hacer un concurso de talentos, donde el ingenio de los dueños y el adiestramiento que tenga la mascota pueden convertirla en la ganadora de la tarde.

“Hemos permitido que dejen de ser animales para humanizarlos”

Para el sociólogo Alexánder Castro, de la Universidad Nacional de Colombia, el hecho de que existan panaderías para mascotas demuestra que “les hemos permitido que dejen de ser animales para humanizarlos”.  Según él, habría que analizar si las personas que les dan “esos lujos” a sus perros “tienen soledad o no tienen hijos”.

Para Biviana Rodríguez, propietaria de Pet Gourmet Bakery & Boutique, una panadería especializada en comida para perros, que abrió sus puertas en 2012, y está ubicada en un sector elitista de Bogotá, quienes compran allí es porque quieren a sus mascotas. “Hay recetas con las que un perro se casa, como el pollo o la carne, pero también hay perros hipoalergénicos, que tienen que comer o ternera o cordero”. (I)

 

Etiquetas:

ENLACE CORTO

Publicidad

Últimas noticias

Últimas noticias