Jueves, 12 Enero 2017 00:00 ECUADOR

Entrevista / antonio rodríguez / meteorólogo

"En junio también habrá lluvias, pero no serán continuas"

Redacción Ciudadanía

El meteorólogo Antonio Rodríguez explica lo que está pasando en el país una vez iniciado el invierno. Anticipa a los organismos de socorro que trabajen con las personas cuyas casas están asentadas cerca de los ríos.

¿Cuáles serán los meses de lluvias más fuertes?

Vamos a tener lluvias en enero y febrero; estas disminuirán en marzo, abril y mayo. Algo muy importante que se va a dar en esta época estacional es que en junio estaríamos con un calentamiento oceánico.

¿Qué provocaría ese calentamiento oceánico en junio?

Pasará algo inusual y es la presencia de lluvias intermitentes en la Costa ecuatoriana y en la región interandina, las cuales estarán acompañadas de periodos secos. Los patrones analizados en la cuenca amazónica indican que desde la parte sur de Sudamérica hay energía acumulada tanto en la parte oceánica como continental, esto quiere decir que habrá mayor presencia de desplazamientos de tormentas tropicales.

¿Por qué las primeras lluvias han afectado especialmente a las provincias como Azuay, Tungurahua y Chimborazo?

De acuerdo a los modelos de corto, mediano y largo plazo, el comportamiento del tiempo está ocasionando que haya mayor presencia de nubosidad con tormentas eléctricas, las que a su vez ocasionan que haya lluvias fuertes acompañadas de relámpagos, especialmente en la región oriental e interandina.

Asimismo, el intercambio de aire en la cordillera Oriental y Central tendrá incidencia en la cordillera Occidental, lo que permitirá que hayan lluvias en la región litoral. Tomemos en cuenta que la Costa es muy susceptible a las precipitaciones moderadas que incluso pueden ocasionar inundaciones.

¿Se va a mantener este panorama en la región interandina?

Este temporal se va a mantener y va a tener incidencia en el litoral, con la presencia de inundaciones en algunos cantones. Este comportamiento meteorológico es igual al de 2008, pero con otro tipo de funcionamiento en ese entonces. Los señores que tienen poder de decisión en lo que es prevención deben trabajar especialmente con las personas que viven en las partes más bajas, con las que tienen viviendas cerca de los ríos. Los agricultores también tienen que tomar en cuenta la mitigación y la prevención. En este momento, las condiciones físicas de la nubosidad se están presentando con mayor intensidad y, por ende, las lluvias serán de moderadas a ocasionalmente fuertes.

En general, ¿cuál es la situación que se avizora en este invierno?

Estamos con una situación bastante compleja, adversa, y esto viene sucediendo desde el año pasado. Tomemos en cuenta que en 2015-2016, en el Ecuador se decía que el fenómeno de El Niño iba a ser como un Godzilla, muy fuerte, y no fue así ventajosamente para el país.

Fue un fenómeno moderado, ocasionalmente fuerte que se produjo en el océano Pacífico central, esto quiere decir que en el Pacífico Oriental, frente a las costas ecuatorianas, no hubo el calentamiento para que se presente el tipo de Niño del que hablaban tanto las instituciones públicas como privadas.  Desde ese punto de vista, la anomalía de comportamiento de los patrones atmosféricos para este 2017 se va a notar, por ejemplo, en la serranía con vientos fríos en las mañanas y tardes, en el mes de enero hasta febrero, inclusive habrá bajas temperaturas.

En lo que se refiere al Oriente ecuatoriano habrá descenso de temperatura y estos comportamientos del patrón meteorológico permiten que haya otra clase de física de nubes, es decir la presencia de tormentas eléctricas en todo el país y lluvias fuertes en la Costa, como ya sucedió en Guayaquil. (I)

ENLACE CORTO

Conteo regresivo elecciones 2017

Conteo regresivo elecciones 2017

Promo-galeria

Google Adsense