Lunes, 26 Septiembre 2016 00:00 Freddy Ehlers

Punto de vista

¿Hace cien años éramos más saludables?

Freddy Ehlers Zurita

¿Eran nuestros abuelos y bisabuelos más saludables que nosotros? La respuesta depende de los puntos que tomemos en consideración. Se dice hoy que el promedio de vida en muchos países es de 80 años, mientras que hace 100 años era menor a los 50. Este dato nos puede llevar a la afirmación equivocada de que, por lo tanto, hoy somos más saludables que hace un siglo. Sin embargo, se debe considerar que antes había una gran mortalidad infantil. Una gran cantidad de niños moría antes de cumplir los 5 años, mientras que hoy, en el conjunto del planeta, la tasa es del 4%. En Ecuador, por ejemplo, la tasa de mortalidad infantil en los primeros cinco años de vida ha pasado del 18% en 1960 a menos del 2% en la actualidad.

Por esta razón la esperanza de vida ha crecido dramáticamente. Sin embargo, es importante preguntarse si las personas mayores de 60 años de hoy tienen mejor salud que las que superaban esa edad hace 100 años. La respuesta no es fácil de encontrar, hay estudios que indican que no existe una mayor diferencia en el estado de salud de las personas hoy y en el tiempo de los antepasados. Las enfermedades crónicas, como la diabetes, enfermedades cardiovasculares y mentales son hoy significativamente mayores que antes y esto se debe indiscutiblemente a la forma de vivir que tenemos en la actualidad. El estrés, la mala alimentación y la poca actividad física constituyen los factores fundamentales para que nuestras sociedades estén seriamente afectadas en cuanto a su salud.

El Dr. James Doty, destacado científico y neurólogo de la Universidad de Stanford en California, manifiesta que el 80% de las enfermedades es causado por nuestro modelo de vida y que pueden ser evitadas  con 3 acciones básicas que modifican la actividad cerebral, según lo demuestran con múltiples experimentos y pruebas científicas obtenidas por este laboratorio de la universidad. Estos 3 elementos ‘milagrosos’ son: comer moderadamente, realizar actividades físicas sencillas y meditar. Según manifiesta el doctor Doty, la salud es un estado de completo bienestar físico, mental y social, y no únicamente la ausencia de afecciones o enfermedades. Es decir, que si uno practica un buen comer, un buen caminar y la meditación o mindfulness tendrá una vida sana y saludable como muchos de nuestros antepasados, cuya forma de vida tenía que ver con la buena comida orgánica, sin excesos de sal, azúcar y grasas, el buen trabajo, el buen descanso y una relación mucho más armónica que hoy con los seres queridos, amigos y naturaleza.

El reto para el futuro no es construir más hospitales y tener más médicos, sino enfermarnos menos. Esto es posible lograrlo con campañas nacionales de prevención y con una decisión de cada uno de nosotros de construir una nueva forma de vivir más sencilla, más tranquila y más vinculada a la maravillosa naturaleza. (O)

ENLACE CORTO
Inicie sesión para comentar

Google Adsense

Google Adsense