Viernes, 24 Marzo 2017 00:00 Columnistas

Dos candidatos, dos modelos, dos estilos

Pablo Salgado Jácome

Ya en la recta final de la campaña de segunda vuelta se han visibilizado con claridad dos propuestas: mientras el uno, Lenín Moreno, garantiza preservar los logros alcanzados en estos diez años y tender la mano para consensuar en las necesarias rectificaciones; el otro, el banquero Guillermo Lasso, propone privatizarlo todo, desmontando las responsabilidades sociales del Estado en temas fundamentales, como salud, educación y generación de empleo.

Es por eso que la propuesta de Lasso, tan emparentada con la propuesta de Macri, ha recibido respuestas contundentes -como en un cruel espejo- evidenciando los resultados de esas medidas implementadas en Argentina. Un año y medio de gobierno que ha sumido en la pobreza y el desempleo a millones de argentinos. El propio Diego Maradona ha dicho: “Ecuador no debe seguir los pasos de Argentina y Brasil, por eso Lenín Moreno es la gran chance que tenemos; si no miren televisión y vean las huelgas y las marchas que hay en Argentina y Brasil”. Lo mismo nos dice Estela Carló, casi al mismo tiempo que 400.000 maestros argentinos salían a las calles a protestar contra el presidente Macri y denunciar la mercantilización de la educación.

Mientras el banquero Lasso intentó siempre posicionar aquella vieja muletilla: “Ecuador va en camino de Venezuela”, para lo cual trajo a la afamada agitadora social Lilian Tintori. Intento fallido que sirvió más bien para evidenciar las mentiras y contradicciones entre Lasso, Tintori y el inefable alcalde Rodas.

Ahora mismo, ya no se pueden hacer públicas las encuestas; sin embargo, al cierre, todas las encuestadoras dan como triunfador a Lenín Moreno. Pero no se puede olvidar los episodios con Cedatos y, sobre todo, la denuncia presentada ante la Fiscalía por la asambleísta Rossana Alvarado. Como tampoco se puede olvidar la violencia que con total impunidad habita en las redes sociales. Por primera vez una campaña electoral ha estado revestida de esa violencia virtual que ojalá -a pesar de muchos- no genere, una vez que se conozcan los resultados, una violencia real.

En la recta final de la campaña, el diario argentino Página 12 ha publicado una investigación titulada ‘Lasso, el magnate de las offshore’, en la cual se muestra todo el entramado, de 49 empresas, creado por el banquero Lasso para ocultar dineros en paraísos fiscales. Y lo que es peor, “se habría vendido a si mismo el banco Banisi, empresa offshore en Panamá, subsidiaria del Banco Guayaquil”.

Investigación que no solo ha descompuesto el rostro del banquero, sino que ha descarrillado su campaña. Y esto a pesar de que los medios de comunicación comerciales -aliados de Lasso- han ocultado esta investigación.

Es importante que, al final, Ecuador pueda escoger entre dos modelos marcadamente diferentes; entre dos estilos de hacer política y entre dos candidatos situados en polos opuestos: mientras el uno ha dicho con claridad: “No ofreceré nada que no pueda cumplir”; el otro ha seguido un libreto exactamente igual al de Macri, ofreciendo y negando todo, acomodándose a la coyuntura, sin importarle el uso del engaño y la mentira como armas de manipulación política.

Al final, los electores seguro sabremos distinguir con claridad las dos propuestas y -estoy seguro- elegiremos con plena conciencia y pensando siempre en un mejor presente y un mejor futuro para todos los ecuatorianos. (O)

ENLACE CORTO

Google Adsense

Google Adsense