Jueves, 03 Noviembre 2016 00:00 Editoriales

Que Cuenca resuelva sus problemas y retos con la mayor sabiduría

Editoriales

En el aniversario de Independencia de la capital azuaya hay cosas que conmemorar y proyectar, como la reafirmación de su identidad, tan auténtica y diversa; o su modo de acoplarse a su entorno natural y al desarrollo de su cultura.

Pero también hay problemas que resolver y afrontar. No importa si la obra física constituye actualmente un malestar para sus ciudadanos y autoridades, lo que cuenta es la posibilidad de enfrentar el tema con gran sabiduría. No se trata de asumir solamente la obra física como la única dificultad, sino también los problemas de fondo y que complican la vida de la gente. Parecería que, con tranvía o sin este, el destino de los cuencanos, que habitan en una ciudad relativamente pequeña, dependiera de ese medio de transporte.

La calidad de vida es la suma de varios factores, y no está de más señalar que si  se mejora el transporte público también habrá que adoptar medidas para desestimular el uso del vehículo privado. Si la movilidad se ha vuelto un dolor de cabeza para Cuenca, no debe olvidarse que hay otras iniciativas que deben nacer de la misma ciudadanía. Ahora. (O)

ENLACE CORTO

Banner

Últimas noticias

Twitter

Lea la edición impresa

Portada impresa

Google Adsense