Domingo, 30 Octubre 2016 13:12 Fútbol Nacional

Al estadio Atahualpa llegaron alrededor de 6 mil hinchas

Emelec se recupera a costa de El Nacional

Los jugadores eléctricos festejan después del segundo gol del argentino Cristian Guanca.
Los jugadores eléctricos festejan después del segundo gol del argentino Cristian Guanca. Foto: Miguel Jiménez / El Telégrafo

El argentino junto al golero Esteban Dreer fueron los elementos más destacados en el triunfo de visitante.

Redacción Fanático

Con doblete del argentino Cristian Guanca, Emelec se impuso de visita a El Nacional 2-1, en el estadio Atahualpa, en el que se exhibió una pancarta de rechazo al levantamiento de sanciones a los jugadores.

Esto en relación con lo que ocurrió en la última sesión de la Ecuafútbol, en la que se desistió de la inhabilitación al lateral de Barcelona Pedro Pablo Velasco, quien así participó del ‘Clásico del Astillero’.

El cotejo fue de ida y vuelta, pero el control en los primeros minutos le correspondió a Emelec, que con rápidas llegadas puso a prueba al golero Adrián Bone, quien se mostró concentrado y seguro para atajar las pelotas que llegaron sobre su área.

El local despertó gracias a la rapidez y habilidad que le inyectó el volante Cristhian Lara; sin embargo, no tuvo el acompañamiento ni de Felipe Mejía ni de Michel Estrada para inquietar al golero Dreer.

Precisamente Lara tuvo la mejor oportunidad de abrir el marcador cuando con habilidad intentó sombrerear al golero, pero sin fortuna. Eso provocó que constantemente el estratega Eduardo Favaro se llevara las manos a la cabeza ante la poca precisión de sus jugadores.

Los ‘eléctricos’ a través de Pedro Quiñónez y Fernando Giménez tampoco lograron la anotación; pero a los 44 minutos, con remate potente de Guanca y algo de descuido del golero Bone se decretó la primera conquista del encuentro y la alegría de los visitantes.

En el segundo tiempo, el ingreso del volante Daniel Samaniego le dio vitalidad y llegada al elenco local, que a través de Michael Estrada logró el empate a los 69 minutos. Eso motivó a los dueños de casa, que a jugada seguida, a través de Cristian Cordero y del propio Mejía, pudieron aumentar el marcador, mas la figura de Dreer impidió que esto ocurriera.

Y fue el campeón reinante el que logró establecer la diferencia tras una mano del joven Janner Corozo, que el árbitro Roddy Zambrano sancionó como tiro penal.

El disparo lo ejecutó con potencia y efectividad Guanca a los 76’ para poner su segunda anotación personal y la de su plantel ante la felicidad de sus seguidores que entonaron con fuerza el clásico “¡Y ya lo ve y ya lo ve es el equipo de Emelec!”.

Casi de inmediato, una rápida llegada del ‘criollo’ Corozo obligó al lateral derecho Carlos Moreno a frenar con su mano la trayectoria del esférico y se produjo un nuevo penal. Esta vez Samaniego, a los 84’, no tuvo suerte para definir y permitió que el golero desvié el balón ante la desesperación de la banca local.

Eso desmotivó por completo a los dueños de casa, que ya no tuvieron tiempo ni ideas para intentar al menos el empate. Todos abandonaron la cancha con la mirada al piso, mientras en los graderíos sus seguidores salieron decepcionados.

“Era un partido por lo menos para el empate, pero el rival aprovechó 2 errores que nos costaron el resultado. Nos vamos inconformes por la pérdida deportiva y económica porque no llegaron los hinchas en el número que se quería. [...] Es incomprensible que se fallen tantos goles”, sentenció Tito Manjarrez, presidente de El Nacional.

Al final del encuentro la hinchada visitante despidió con aplausos a sus jugadores y sobre todo al autor de las 2 conquistas. “En todas las líneas pudimos hacer un gran cotejo y lo mejor fue sumar este triunfo que nos mantiene en pelea por el título”, afirmó Guanca, quien dedicó las anotaciones a su familia.

Por su parte, el técnico Alfredo Arias reconoció la tarea que realizaron sus pupilos para lograr la victoria que les permite seguir con posibilidad de terminar esta etapa primeros y forzar a la definición del título con su compañero de patio, Barcelona.

“El golpe que recibimos el miércoles fue muy doloroso, pero tenemos la experiencia de muchos jugadores que son tricampeones. No nos den por muertos antes de hora”, refirió el estratega uruguayo, quien le ganó el duelo una vez más a su compatriota Favaro. (I)

ENLACE CORTO

Promo

Google Adsense