Martes, 12 Septiembre 2017 00:00 Otros deportes

Carapaz buscará otra prueba grande en 2018

El pedalista ecuatoriano Richard Carapaz, del Movistar Team, durante una de las etapas de la Vuelta a España.
El pedalista ecuatoriano Richard Carapaz, del Movistar Team, durante una de las etapas de la Vuelta a España. Foto: cortesía Team Movistar
Redacción Fanático

Richard Carapaz cumplió con éxito su primera participación en una gran competencia de ciclismo. El ecuatoriano culminó en el puesto 36, entre 158 corredores, en la Vuelta a España, con la que cerró su primera temporada en el profesionalismo.

Hoy tiene la huella de esas 3 semanas de esfuerzo en sus piernas; un aprendizaje para su cuerpo para afrontar retos similares el próximo año. Carapaz ya piensa en repetir en una de las principales pruebas y sueña con debutar en el Tour de Francia o en el Giro de Italia, su prueba favorita por todo lo conoce y lo que ha visto por televisión.

El carchense, de 24 años, terminó con la Vuelta a España su primera temporada como profesional. Ayer atendió a EL TELÉGRAFO desde Pamplona, su residencia en España y en donde descansa tras la competencia. En los meses finales del año aprovechará para reponer energías, además de retornar a Ecuador para compartir con su familia.

“Estoy muy contento con esta primera participación. Ha sido una gran temporada para mí y ahora pongo mi mirada en el futuro. Estoy muy optimista luego de esta primera oportunidad en una grande”, dijo el pedalista nacional.

El deportista contó que antes de empezar la Vuelta sintió temor por saber cómo reaccionaría su cuerpo a tal esfuerzo. Antes había probado su resistencia en justas menores. “He calculado mi fortaleza y creo que lo he hecho bien. A nivel físico terminé bien y mi cuerpo supo recuperarse a lo largo de las tres semanas de participación”.

Prueba de ello fue su presentación en la etapa 20, la penúltima y que fue definitiva para conocer al vencedor, en el Alto de L’Angliru.

Carapaz mostró sus dotes en la escalada y peleó con el pelotón principal. Así firmó su mejor etapa en la que terminó en el puesto 11. La parte más complicada para él fue la llegada a Alicante, por la temperatura extrema que tuvo que soportar. Los ciclistas pedalearon a unos 40° y fue un trayecto de 200 kilómetros. Al ciclista, esa etapa se le hizo muy extensa, pero supo sufrir para completar el recorrido.

Sus compañeros y los directores del equipo se mostraron satisfechos con el rendimiento del ecuatoriano. “El mánager (Eusebio Unzué) estuvo complacido por lo que mostré día a día. Nos ven mucho futuro a nosotros,. quienes somos más nuevos, porque yo he ratificado lo que conseguí a lo largo del año”.

“La Vuelta nos ha dado pequeñas grandes satisfacciones. Hay equipo con un futuro espectacular. Queremos reforzar la apuesta que se ha hecho por el ciclismo, sin que esto signifique bajar el alto grado de exigencia. 2018 puede ser el mejor año de la historia”, dijo Unzué.

Carapaz también se mostró complacido de que un segundo ecuatoriano se sumará al World Tour. Jonathan Narváez firmó por el equipo Quick Step Floors de Bélgica. “Que llegue al Tour es un premio a su constancia y lo tiene muy merecido. Tendré a un compatriota compitiendo y no solo como compañero de carretera, sino también como un amigo más. Lo conozco hace mucho tiempo y sé que le irá bien”. (I)

Movistar tendrá equipo femenino el próximo año

El Movistar Team de España indicó ayer que contará con un equipo femenino para la temporada 2018 y que espera tener en su filas a las mejores ciclistas de ese país.

Aún están por definirse las integrantes del equipo y sus nacionalidades, pero la mayoría de ellas será de España.

También colaborará con la Real Federación Española de Ciclismo en distintos proyectos de apoyo al deporte formativo y al deporte femenino, con el objetivo de llegar a 1,9 millones de ibéricas que practiquen este deporte.

En la presentación de ayer también se desveló la indumentaria que usará el equipo, tanto en la rama masculina como en la femenina. Se impulsó el cambio de color, con un tono azul más claro que en años anteriores. Aquello favorecerá la visibilidad de los ciclistas en la carretera.

El mánager del equipo, Eusebio Unzué, valoró lo hecho por la plantilla en la temporada 2017, a una competencia pendiente, el Tour de Guangxi, en China.

Unzué resaltó las 31 victorias que consiguió el equipo en las pruebas de máxima categoría, como en las del País Vasco, Cataluña, Tirreno-Adriático, Lieja-Bastoña o Flecha Valona.

“Este año hemos tenido de todo. Hasta mayo llevábamos una temporada de récord histórico, pero con la caída de Alejandro Valverde, fue como meter el diablo en el equipo. No hay mal que por bien no venga y por eso llevamos un equipo joven a la Vuelta”. (I)

ENLACE CORTO

En redes