Sábado, 10 Junio 2017 00:00 Cultura

España impidió la repatriación del Códex Trujillo al Perú, en subasta

El Códex Trujillo fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura, Unesco.
El Códex Trujillo fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura, Unesco. Foto: hypotheses.org

El Gobierno español declaró ‘inexportables’ a las 136 acuarelas. En una puja, pagó más de $ 50 mil, cantidad que también ofreció el Museo de Arte de Lima.

Redacción Cultura

El destino de una obra de arte patrimonial andina se definió en una subasta en Europa. Fue el miércoles pasado, en Madrid, en la Casa de Subastas Alcalá y se trató de uno de los volúmenes del Códex Trujillo del Perú, también conocido como Códex Martínez Compañón, un documento del siglo XVIII que se encuentra en España.

El Museo de Arte de Lima (MALI) entró en la puja -como lo había anunciado- pese a que, un par de semanas antes de la subasta, el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte español había declarado ‘inexportable’ a la obra. A través de su presidente Juan Carlos Verme, el MALI ofreció los 45.000 euros del precio de salida convirtiéndose en el único postor. Pero el Gobierno de España hizo efectivo su derecho de compra (también llamado derecho de tanteo) para de esta forma quedarse con la pieza. Por tanto, el códice no retornará a su país de origen, según escribió el periodista Juan Carlos Fangacio Arakaki, en un reportaje publicado en el periódico peruano El Comercio.

La obra en cuestión es un conjunto de acuarelas (136 de 1.400) que ilustran una de las expediciones más conocidas del siglo XVIII con escenas de la vida cotidiana y detalles de la población peruana. La colección se relaciona con libros del Patrimonio histórico español y con objetos de la colección del Museo de América, que fueron recogidos por los expedicionarios. Ese sería el motivo por el cual, el Gobierno español –según informa el Ministerio citado– se interesó por esta y otras piezas en dicha subasta.

El diario español ABC confirmó ayer que el museo peruano obtuvo el Códex Trujillo, “pero tuvo que ceder ante el derecho de tanteo ejercido por el Estado (español), lo cual ha causado cierta tensión en Perú, aunque se espera que no afecte las relaciones diplomáticas”.

El presidente del Perú, Pedro Pablo Kuczynski, hará una visita oficial a España, desde este fin de semana. Por su lado, el Ministerio de Cultura del país europeo informó que “la sala Alcalá conocía la decisión de inexportabilidad desde el 26 de mayo, con antelación suficiente para que se hubiera avisado a los posibles compradores extranjeros”.

Fangacio Arakaki entrevistó a la directora del MALI, Natalia Majluf, quien le dijo que “el Gobierno español le ha quitado al Perú una obra que ganó limpiamente en una subasta. Ellos sabían que un museo peruano estaba interesado”.

Las acuarelas -explica el periodista de El Comercio de Lima- son obras de artistas peruanos, “anónimos por mandato del español”, como Baltasar Martínez Compañón, obispo de Trujillo durante el Virreinato del Perú, a fines del siglo XVIII. Son 136 las que fueron pintadas sobre papel verjurado y retratan diversas escenas preincas, incas y virreinales.

De acuerdo a la nota del Ministerio ibérico, “la Junta de Calificación, Valoración y Exportación de Bienes del Patrimonio Histórico Español resolvió declarar expresamente inexportable, como medida cautelar, la obra registrada en la Escuela Colonial, Trujillo del Perú (1782-1785) por tratarse de un trabajo esencial para nuestro patrimonio. Esta es un fiel reflejo de la expedición que mandó a realizar Baltasar Martínez Compañón, en la que se recogió información de la diversidad del mundo natural, así como de la forma de vida de las comunidades andinas. En ella se describen no solo las tradiciones del siglo XVIII sino la cultura material de época precolombina”.

Parte de las láminas que contiene el Códex aludido serían representaciones de la colección de piezas arqueológicas que el obispo envió a Madrid para que se integraran en el Real Gabinete de Historia Natural. Estas siguen conservándose en las Colecciones Públicas Españolas.

La Biblioteca Real de Madrid ya posee 9 de los tomos del códice, y este último sería asignado a algún museo o institución, que podría ser el Museo de América -también ubicado en la capital española- para completar su colección.

Majluf insistió, por su parte, en que “la obra es patrimonio peruano y tiene una importancia clave para el país. No pedíamos que nos regalaran nada, por eso decidimos entrar a la subasta. Pero no nos están dejando competir en igualdad de condiciones, a pesar de que hemos ganado” y aclaró: “No vamos a dar por perdido todavía el Códex Trujillo del Perú. Existe una preocupación de varias personalidades ligadas a museos de toda América Latina y seguramente emitiremos un pronunciamiento”.

Mientras tanto, la Cancillería peruana hace un seguimiento al caso para ver la posibilidad de que el Gobierno español reconsidere su decisión.

El libro completo de estas ilustraciones tiene como primera imagen el retrato de Carlos III. La estructura que presenta es una graficación topográfica del Virreinato del Perú conforme al Obispado de Trujillo y estadísticas de sus habitantes. También tiene ilustraciones de planos arquitectónicos de algunos edificios eclesiásticos y de educación. Todo esto acompañado de imágenes que sirven para la historia del vestido.

Datos

- El Códex Trujillo es atribuido a Baltasar Jaime Martínez Compañon y Bujanda. Contiene, en total, 1.400 acuarelas pero el volumen que está en disputa es de 136.

- La colección original contiene mapas relativos al obispado de Perú; retratos en colores y dorados de arzobispos, virreyes y otros personajes del Perú; planos de ciudades; cuadros sobre lenguas indígenas con manuscritos hechos entre 1782-1785.

- Una serie de 120 láminas fueron compradas por el Banco Continental de Lima en 1984 en una subasta en Nueva York, EE.UU. pero son pinturas sueltas de los tomos VI al VIII.

- En la subasta del miércoles pasado, el Gobierno español adquirió -además del códice que nos ocupa- varios lotes para el Museo Naval, Museo Arqueológico Nacional, Archivo Histórico Nacional, Museo del Romanticismo y Museo del Traje de España. (I)

ENLACE CORTO

Últimas noticias

Últimas noticias

Cultura

Google Adsense