Martes, 27 Septiembre 2016 00:00 Sociedad

Manta y Salinas desarrollan camineras

Manta y Salinas desarrollan camineras
Redacción Actualidad

Desde 2008 el Parque Nacional Metropolitano Guangüiltagua, ubicado al norte de Quito, realizó adecuaciones estructurales para que sea un espacio respetuoso e inclusivo para las personas con diversos tipos de discapacidades, ya sean motrices, visuales, auditivas, entre otras. Las mejoras en senderos y rampas con piso cementado, baterías sanitarias y una plataforma-mirador para sillas de ruedas, capacitaciones a los administradores y guías, han permitido que este lugar se convierta en uno de los espacios públicos incluyentes a nivel nacional. Su gestor, Mario Vásconez Suárez, arquitecto y activista social, expresa que ha sido un trabajo duro e intenso el ejecutar acciones que faciliten el acceso de individuos con limitaciones físicas a lugares públicos.

Mientras que las rampas ubicadas en las playas de Ecuador permiten a las personas con discapacidad disfrutar de actividades en las que se veían limitados. Gracias a estos caminos de madera adaptados a la arena ahora llegan en sus sillas de ruedas hasta la orilla del mar. El 26 de febrero del presente año el Municipio de Salinas inauguró un desnivel en el sector Las Palmeras que cuenta con su debida señalización y tiene aproximadamente 120 metros de longitud y 1 metro de ancho. La segunda fase del proyecto contempla la adquisición de sillas anfibias, además de la construcción de un área con sombra para que los turistas con limitaciones se protejan del sol. Otra pendiente similar se encuentra en Manta, en el Malecón Escénico de la playa El Murciélago y fue inaugurada el 3 de diciembre de 2015 en el marco de la celebración del Día Internacional de las Personas con Discapacidad. La caminera tiene 2 metros de ancho por 150 de largo, la segunda fase incluirá un mirador de 10 metros en cada lado donde se ubicarán asientos y parasoles destinados a personas con impedimentos. (I)

ENLACE CORTO