Entrevista / marcela lópez del rossetto/ directora del área de prevención de fundación herencia familiar

"El diálogo disminuye los casos de abusos de niños en el 80%"

| 07 de Septiembre de 2017 - 00:00
Marcela López del Rossetto / directora del área de prevención de Fundación Herencia Familiar
FOTO: Foto: Miguel Castro / El Telégrafo

La Fundación Herencia Familiar lanzó el cuento Las vacaciones de Elena. El texto, cuya primera edición tiene 1.000 ejemplares, ayuda a prevenir ataques.

Sobre la mesa reposa el dibujo de cinco niños corriendo por una loma. Hay lápices de colores, marcadores, pinceles y témperas. Es el centro de creación del cuento infantil Las vacaciones de Elena, que fue presentado ayer. El texto, que se comercializa en tres librerías de Guayaquil, tiene 48 páginas y un juego de mesa.

Marcela López del Rossetto, la autora, hace su debut como escritora. Ella empezó a escribirlo a  inicios de diciembre de 2016 y este año lo terminó.

Hace 12 años se desempeña como terapeuta y se especializó en el desarrollo neurológico infantil y en prevención del abuso sexual contra el grupo etario. También es directora del área de prevención de la Fundación Herencia familiar.

En el cargo detectó la necesidad de crear un material que brinde al infante condiciones que lo hagan menos vulnerable.

¿Qué la impulsó a abordar el abuso en los niños en un cuento?

La necesidad de trabajar para mejorar el entorno donde se desarrollan los niños. Conocer las cifras de abuso tan escalofriantes (de cada 10 niños 4 son afectados) y saber que puedo hacer algo para revertirlo. Necesitábamos un libro con historias que cambiara vidas y en el que se hablara del tema. No es obligación del Gobierno, ni de la escuela, sino de los padres. Pero hay que forjar entre todos un ambiente seguro.

¿De qué manera un cuento puede evitar el abuso en los niños?

Leerlo abre canales de comunicación entre los padres y los hijos, y ayuda a compartir opiniones e historias. Sienten empatía por los personajes y aprenden de las reacciones. Está comprobado que cuando uno abre el diálogo y los prepara los casos disminuyen el 80%. 

¿En qué consiste el cuento?

En el cuento no hay historias explícitas de abuso. No necesito decirle a  un niño que el tío se bajó los pantalones, porque uno de los factores que vulneran al niño es la sobresexualización del entorno.  El material explica sobre sexualidad básica y hace advertencias sutiles.

¿Cómo llegan las advertencias?

En el primer cuento Elena visita a su tía, quien tiene un taller de costura y le hará un vestido. Para ajustarlo usa alfileres y Elena al ser tocada siente incomodidad. El toque es no deseado, pero como es un adulto se debe respetar y no puede decir nada. Con esta situación se lleva al niño a percibir ese desagrado. En otra situación, Elena cuestiona a Felipe: ¿Por qué no conocea las reglas?: No está bien hacerte amigo de adultos, aceptarle caramelos, visitarlos, ni entrar en su casa. Son reglas que sirven para dar seguridad.

¿Hay otra actividad para enseñar sobre prevención?

Como refuerzo del cuento desarrollamos un juego de mesa ‘Elena y Toñito’, el cual permite a los padres  conocer qué tan claros los niños tienen los conceptos de prevención. Así el menor detectará cuándo le dan un regalo o si lo chantajean. Otras alternativas (que podrían fomentar los padres) son pintar y montar obras de teatro. Un niño siempre estará presto a recibir atención. 

¿Conoce otros cuentos que pueda sugerirles a los padres?

Hay materiales disponibles y de fácil acceso en la web, mi recomendación es que el material lo lean, analicen y se capaciten. 

¿Cuál es su desafío?

El material está diseñado para no vulnerar creencias ni estructuras educativas, sino para que tengan una apertura. Después del lanzamiento realizaremos talleres. (I)