50 millones de personas en el mundo padecen alzhéimer

- 21 de septiembre de 2017 - 00:00
La sociabilización del adulto mayor con sus pares es una forma de prevenir el aparecimiento de esta patología.
Foto: John Guevara / El Telégrafo

El gasto que generará la enfermedad en 2018 ascenderá al trillón de dólares, proyectó la OMS. La ADI estima que en el país hay 105.000 afectados.

Los pequeños olvidos son habituales en todas las edades, pero cuando estos son frecuentes y ponen en riesgo el desarrollo de la actividad diaria se llama mal de Alzheimer.

Aunque esta patología es frecuente en hombres y mujeres que sobrepasan los 65 años, no todos llegan a desarrollarla, pese a la predisposición genética.

“Esto depende de los hábitos de vida, los cuales pueden disminuir la posibilidad de padecerla”, indica la neurogeriatra Lissette Duque.

Ella recomienda actividad física continua de al menos 30 minutos, 5 veces a la semana, y dieta mediterránea de frutas, vegetales y carne blanca, que tienen sustancias antioxidante”.

Recuerda que es necesario realizar una actividad mental para prevenir el deterioro del cerebro: lecturas y acertijos. “Lo más importante es aprender cosas nuevas porque estimulan más”.

Aquello debe ir acompañado de sociabilización y actividades con personas contemporáneas.

“Desde el punto de vista químico  hay atracciones entre los neurotrasmisores que favorecen y activan los círculos de la memoria, por eso es necesario evitar que un adulto mayor permanezca aislado”.

Duque detalla que existe un tipo de alzhéimer -relacionado con la herencia genética- denominado temprano, que suele aparecer entre los 40 y 50 años de vida. “Es raro, pero puede presentarse con los mismos síntomas de pérdida de memoria, pero con una evolución rápida”.

El 2,8% padece demencia

No existen estadísticas actualizadas sobre esta enfermedad. En julio de este año, el gerente de Salud Mental del Ministerio del ramo, Carlos Díaz, estimó que el 2,8% de la población sufría de algún tipo de demencia y el 98% de alzhéimer.

De acuerdo con la Asociación Mundial del Alzhéimer (ADI), en Ecuador existen 105.000 personas con esta patología.

A nivel mundial se estima que son 50 millones y la mitad reside en países de ingresos bajos o medios, “donde el 10% es diagnosticado. En 2018 los gastos provocados por la demencia alcanzarán el trillón de dólares”, advierte la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Según el Banco Mundial, los costos que representan la demencia alcanzaron $ 818.000 millones en 2015, lo que significa el 1,09% del Producto Interno Bruto.

Glenn Rees, presidente de ADI, señala que la demencia es la única enfermedad crónica que no encuentra cura. Por eso pidió que al menos 1 % de los fondos se dedique a desarrollar investigaciones.

La OMS estableció un Programa de Acción Mundial para los países miembros. Pide declararla prioridad y sugiere la implementación de mecanismos para reducir el riesgo, brindar apoyo a los cuidadores y difundir información.

Evaluación y tratamiento

Un examen clínico del paciente con preguntas para detectar los trastornos cognitivos y una resonancia magnética visualizan las modificaciones del cerebro.

Con el diagnóstico, el tratamiento consiste en tomar fármacos para frenar el deterioro neuronal y también programas de estimulación del conocimiento con talleres de música y terapia ocupacional.

Cecilia Ordóñez, directora de Alzhéimer de la Fundación Trascendecer con amor, servicio y excelencia (TASE), insiste en la necesidad de la capacitación de los cuidadores para entender y ayudar al paciente.

Prevención

Alice abre y cierra puertas sin encontrar lo que necesita, y se desespera. Al llegar su esposo ella solo lo mira “No recuerdo donde queda el baño. ¿Dónde estoy?” y llora. Es una escenas de la película de Siempre Alice, que retrata la vida de una docente que sufre alzhéimer.

Mientras la cinta es proyectada, Rita Valle, de 74 años, expresa “¡qué pena!”. Ella recordó que enfrentó algo similar con un familiar. “Lo viví con mi papá”.

El Ministerio de Inclusión Económica y Social organizó ayer el evento y una charla con el neurólogo Carlos Navas. “La película es educativa y deja un mensaje a los familiares”, expresa Geovanny Cañar, coordinador de la zona 8 del MIES.

“Es degenerativa. La detección prematura hará que no se prolongue y la calidad de vida mejore”, dice Navas.  Recomienda caminatas, terapia de lenguaje ocupacional, física, de memoria, juegos, naipes y 3 en raya. 

La nutricionista Solange Herrera, del Hospital Los Ceibos del IESS, aconseja que la dieta incluya grasas buenas y omega 3, que están en el atún y en los frutos secos (nueces).

Ella pide que se evite ofrecer al paciente carnes rojas y dar lácteos.  De acuerdo con Herrera, entre el 11% y 12% de las personas con el deterioro cognitivo sufren desnutrición, a diferencia de los adultos mayores sin la enfermedad. (I)

Los diagnósticos de la afección mejoran, pero los pacientes siguen sin curación

 La dolencia neurodegenerativa fue descrita por primera vez en 1906 por el médico alemán Alois Alzheimer. Consiste en un deterioro progresivo de las capacidades cognitivas hasta llegar a una pérdida total de autonomía.

Los síntomas son los olvidos repetidos, desorientación y las alteraciones de las funciones ejecutivas, como por ejemplo no acordarse cómo utilizar su teléfono.

Estos problemas deben llevar a consultar un médico o un centro especializado, donde varios exámenes neuropsicológicos permitirán diagnosticar el mal o excluirlo.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) explicó que la enfermedad no debe ser considerada consecuencia inevitable de la vejez. Solo en el 1% de casos existe un factor hereditario, con una aparición más precoz, hacia los 60 o incluso antes.

No existe actualmente tratamiento curativo. “Muchas estrategias terapéuticas están en fase de investigación”, según la Fundación para la Investigación Médica de Francia.

Actualmente, indicó, hay fármacos para eliminar las lesiones cerebrales características - las placas amiloideas -, pero son ineficaces para frenar la enfermedad. “En el futuro los tratamientos consistirán en la asociación de medicamentos para actuar contra las diferentes disfunciones que provoca este desequilibrio”, según Stéphane Epelbaum, neurólogo del hospital parisino de la Pitié-Salpêtrière. (I)

Datos

El Hospital General del Norte de Guayaquil Los Ceibos (del IESS) será la sede de la casa abierta “Ejercita tu mente, evita el Alzheimer”. La cita será de 09:00 a 12:00 en la entrada principal de consulta externa.

La Fundación TASE  organiza una charla masiva sobre el Alzheimer. El encuentro se desarrollará a las 10:00, en Quito, en el Salón de la Ciudad (calles Chile y Venezuela).

Este 24 de septiembre, a las 08:00, se efectuarán dos grandes marchas. En Quito partirá desde las calles Eloy Alfaro y Amazonas y en Guayaquil saldrán desde el Liceo Panamericano (Samborondón).

Este domingo el Hospital General Guasmo Sur enseñará, desde la 10:00, cuidados y ejercicios para la prevención. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: