Miércoles, 13 Septiembre 2017 00:00 Tele Mix

Terror de bajo presupuesto alcanza picos altos en las taquillas de cine

Terror de bajo presupuesto alcanza picos altos en las taquillas de cine

En Hollywood hay un repunte de filmes escalofriantes “micro”, pero que son capaces de seducir a la audiencia y alcanzar cifras de megaproducciones.

Redacción Telemix

No hay nada seguro en Hollywood, pero las cintas de terror de modesto presupuesto están cerca de serlo. Esta idea alcanzó nuevas alturas el fin de semana pasado, cuando la adaptación cinematográfica de It (Eso), de Stephen King, batió récords e incluso las predicciones más atrevidas al lograr $ 123,1 millones en su fin de semana de estreno y recaudar $ 189 millones en el resto del mundo.

Antes de It, ninguna película de terror había facturado más de $ 55 millones en su debut, mucho menos $ 100 millones.

Tiene un elenco de actores desconocidos y un presupuesto de $ 35 millones, un monto considerable para una cinta de terror moderna pero minúsculo si se lo compara con las megaproducciones de superhéroes, que suelen costar más de $ 100 millones e incluso superar los $ 250 millones.

Aun cuando la industria se sigue lamentando por su pobre desempeño en la taquilla, que bajó cerca del 5,5% respecto a 2016, este año ha sido definitivamente bueno para el terror con éxitos masivos como Get Out (¡Huye!), Split (Fragmentado), Annabelle: Creation (Annabelle 2: La creación) y ahora la nueva marca impuesta por It.

“Si It hubiese recaudado $ 120 millones en total ya habría sido un gran éxito”, dijo el colaborador de Forbes Scott Mendelson a la prensa internacional. “Esto es algo sin precedentes”.

Los productores ya trabajan en una continuación del filme que se enfoca en los niños de Derry, Maine, mientras que la segunda parte, cuyo estreno se prevé para el tercer trimestre de 2019, se enfocará en los adultos.

Mendelson pronostica que el éxito del filme podría llevar a otras adaptaciones de historias de Stephen King con un presupuesto modestamente mayor, pero advirtió que eso no garantiza los mismos resultados.

“Esta fue en gran medida ‘La bella y la bestia’ de las películas de terror”, dijo Mendelson en referencia a la taquillera cinta de Walt Disney Company estrenada este año.

“Tienes una película que habría sido un acontecimiento por sí misma, pero también tienes un material base que captura a varias generaciones por el interés y la nostalgia”.

Más allá de una nueva apreciación al potencial de King en la taquilla (excluyendo The Dark Tower, o La Torre Oscura, que aún se exhibe en las salas de cines ecuatorianas), It tiene a algunos pensando si Hollywood cambiaría su estrategia respecto al terror.

“Todo el mundo ha estado tratando de amoldarse a este modelo de bajo presupuesto que ya no está funcionando. No es mucho lo que se puede hacer con un presupuesto como ese”, dijo Kailey Marsh, quien dirige su propia compañía de administración y fundó BloodList, una lista que resalta guiones producidos bajo el sello de ‘género oscuro’.

“Lo que me gustó de It es que se ve y se siente muy cara. Se siente como una película de 100 millones de dólares”.

Este filme tocó una fibra cultural y se convirtió en una de esas cintas obligadas que añoran todos los estudios, aunque la producción de Warner Bros. y New Line es también una cinta de mediano presupuesto, lo cual es una anomalía en el panorama actual de producción que en los últimos años ha dependido de historias de terror de “micro” o de bajo presupuesto, que oscilan entre $ 3 y $ 15 millones.

Es una estrategia que ha funcionado bien para Blumhouse Productions, la empresa detrás de cintas como Paranormal activity (Actividad paranormal, Insidious (La noche del demonio), The Purge (La noche de la expiación), Sinister (Siniestro), además de Split y Get Out -todas producidas con menos de $ 15 millones, y la mayoría por menos de $ 5 millones-, y que otros estudios también han empleado.

Fuera de It solo unas cuantas películas de terror en los últimos 5 años han contado con presupuestos superiores a los $ 20 millones, como The Conjuring (El conjuro), también de Warner Bros. y New Line. Pero incluso sus cintas derivadas de Annabelle han sido de $ 15 millones o menos.

“Tratamos de hacer la mejor película posible, con el mejor contenido y usando el mejor talento. Tratamos de hacerlo al precio correcto. Si el precio correcto es pequeño tratamos de hacerlo de ese modo”, manifestó Jeff Goldstein, jefe de distribución de Warner Bros.

Marsh espera que algunos estudios tomen en cuenta que con un presupuesto ligeramente mayor, aumenta la rentabilidad de inversión.

“Como Hollywood es reaccionario, y con razón, me emociona no tener que desarrollar guiones que tienen que limitarse a $ 10 millones. Puedes tener un elenco mucho mejor y una calidad mucho mejor a largo plazo”. (I)

ENLACE CORTO

Twitter

Twitter

Banner

 

Últimas noticias

Últimas noticias