Miércoles, 06 Septiembre 2017 00:00 Tele Mix

María Valentina cantará a ritmo de vallenato pop para el Papa

Junto con sus compañeras, María Valentina practica el fútbol como una más de sus actividades cotidianas. A los 18 se inició en la vocación religiosa. Tiene 28 años.
Junto con sus compañeras, María Valentina practica el fútbol como una más de sus actividades cotidianas. A los 18 se inició en la vocación religiosa. Tiene 28 años. Foto: AFP

La religiosa es la vocalista de la agrupación Comunicadoras Eucarísticas del Padre Celestial de Colombia.

Redacción Telemix/AFP

María Valentina de los Ángeles, la monja colombiana que obtuvo popularidad luego de rapear en el reality A otro nivel, cantará el tema ‘Demos el primer paso’, el himno que amenizará el recorrido del papa Francisco en su visita a Colombia.

Un sueño que se cumplirá hoy cuando el Pontífice arribe a Bogotá. “Será una oportunidad para mostrarle nuestro cariño a través de lo que sabemos hacer, que es música”, señaló María Valentina, de 28 años, quien cantará el tema con una veintena de concertistas de la fraternidad Músicos Católicos Unidos (MCU).

Con esta agrupación, la religiosa participó en un concurso local -en agosto- que eligió esta melodía que dura 4 minutos y tiene arreglos de vallenato pop. El single comprende una estrofa que ‘rapeará’, mientras el líder católico se mueva entre la multitud de fieles colombianos.

“Colombia te recibe con los brazos abiertos/ a una sola voz te decimos muy contentos/ bendito sea Dios, que en su sabiduría, te ha traído a nuestras tierras para ser su guía”, dice el estribillo al ritmo de rap, un género que destaca el espíritu protesta y el ritmo de las raíces afrodescendientes, surgido en Estados Unidos en la década de 1960.

“Lo chévere del rap es que se queda muy fácil en la cabeza y cuando tiene la profundidad de una verdad, que es Cristo, pues es más llamativa todavía”, expresó María Valentina; por ello cree que al Pontífice le va a encantar esta mezcla de sonidos.

Francisco “es latino, pero nuestra intención más que agradar al Santo Padre es ser iglesia y que toda la gente lo pueda cantar con nosotros”.

Considera que este género reivindicativo se ajusta a la consigna papal a los jóvenes. “Hacer lío. Lío en el contexto y en el lenguaje del Santo Padre es ser diferentes, es ser atrevidos llevando un mensaje de alegría, esperanza, de caridad”, explicó la vocalista.

Canción ganadora 

Del concurso ‘Cántale al Papa’ salió ganadora la canción ‘Demos el primer paso’, compitiendo con otras 465 propuestas, provenientes de diferentes regiones del país.

Maía, Fanny Lu y Héctor Tobo   fueron los músicos jueces que realizaron el análisis de cada pieza.

A este jurado se sumaron los sacerdotes Juan David Muriel y el padre Juan Álvaro Zapata, secretario adjunto de la Conferencia Episcopal.

El himno, presentado el pasado viernes 1 de septiembre, fue aprobado por la Conferencia Episcopal Colombiana en una audición realizada en los estudios de RTVC, con  10 finalistas. Antes, preseleccionaron a 27 y al final 17 concursantes.

La calidad artística y el mensaje doctrinal litúrgico fueron las pautas en las que se basaron los criterios de selección. “Dar el primer paso hacia la reconciliación y la paz”, señaló un comunicado de la Conferencia Episcopal.

Una monja singular

Usa zapatos deportivos, rapea y ya participó en un reality. No es una monja tradicional. Dice que por “comodidad” prefiere usar zapatos de caucho en vez de sandalias. Toca ukelele y en su adolescencia fue guitarrista de rock.

De niña fue diagnosticada con el  mal de Nash, una enfermedad hepática que la sentenció a realizarse un trasplante de hígado cuando cumpliera la mayoría de edad. 

A los 16 años, cuenta, los médicos se sorprendieron porque tras un chequeo rutinario no había rastro de la afección. Atribuyó su sanación a Dios. Un año más tarde se convirtió a la vida consagrada y que ha llevado de la mano de la música.

“Mi sueño como música es ser una buena religiosa y hacer música es un segundo (sueño). Quiero grabar más y que la gente más que enamorarse de mi voz, se enamore de Jesús”.

Además de su reconocimiento como solista, que le permitió grabar un disco titulado Dime y dame, la religiosa hace parte de la Comunidad de las Comunicadoras Eucarísticas del Padre Celestial, de la Arquidiócesis de Cali.

Esa comunidad surgió tras el pedido de Juan Pablo II a los artistas para que evangelicen a través de sus creaciones.

“En la Iglesia hay varios ritmos, hay varias personas que tienen diferentes formas de amar y de alabar a Dios”, señaló la madre superiora, Gabriela del Amor Crucificado.

En la congregación tienen una productora de televisión y un grupo musical, del cual forma parte María Valentina, quien ha grabado 2 producciones discográficas.

“Él (Dios) quiere ser conocido a través de los medios y (...) tiene que hacerse conocer con lo que es tendencia”, manifestó la monja durante la grabación del video musical. (I)

ENLACE CORTO

Twitter

Twitter

Banner