Jueves, 21 Septiembre 2017 00:00 Justicia

José t. reconoció delito de asociación ilícita

Intermediario pagaba coimas en caso Odebrecht

El fiscal general, Carlos Baca (segundo de derecha a izquierda), fue quien hizo las preguntas a los procesados.
El fiscal general, Carlos Baca (segundo de derecha a izquierda), fue quien hizo las preguntas a los procesados. Foto: Miguel Jiménez / EL TELÉGRAFO

El dueño de la subcontratista Equitransa facturaba con sobreprecio. El dinero luego era enviado a la firma brasileña.

Redacción Justicia

Las obras que ejecutaba Odebrecht en Ecuador eran facturadas con sobreprecio. El exceso era devuelto por los subcontratistas a la constructora brasileña en efectivo y en transferencias.

La revelación la hizo ayer Kepler V., durante el testimonio anticipado que por cerca de 55 minutos rindió vía teleconferencia ante el juez de lo Penal de la Corte Nacional de Justicia (CNJ), Miguel Jurado Fabara.

La audiencia contó con la presencia del fiscal general del Estado, Carlos Baca Mancheno, delegados de la Procuraduría del Estado y los abogados de los 18 procesados por el presunto delito de asociación ilícita en el caso Odebrecht.

Kepler V. explicó que bajo el esquema planteado por la constructora, él (Kepler V.), en su condición de accionista de Equitransa, Tramo y Multiquip, entregó $ 2’616.524 en transferencias y alrededor de $ 1’200.000 en efectivo a Odebrecht. Ese dinero era producto de sobreprecios en contratos que se le dio a Equitransa en proyectos como Daule-Vinces y El Aromo, donde se asienta la Refinería del Pacífico.

En su testimonio, señaló que el contacto lo hizo inicialmente con Fernando Rey, de la constructora brasileña, quien le planteó el tema de “planillar”. Luego, el brasileño Ricardo Vieira le volvió a indicar que ese dinero que se debía “planillar” como sobreprecio serviría para pagar gastos que ellos tenían, como por ejemplo premios para trabajadores que venían del extranjero.

Según el testimonio, aumentar esos costos y la devolución de esos valores a la constructora eran parte de las condiciones que la brasileña imponía para dar trabajo.

Los directivos brasileños entregaban a Kepler V. la información sobre a qué cuentas en países subdesarrollados, correspondientes a fundaciones, debía mandar el dinero.

El contratista aseguró que conforme avanzaba la obra, Odebrecht indicaba el valor que se debía agregar a las planillas. La devolución de dinero se hacía en Mall del Sol, en Guayaquil, o mediante transferencias desde Equitransa, Multiquip y Tramo a compañías como Columbia Managment.

Durante su testimonio reveló que él mismo fue enviado por el funcionario de Odebrecht, Ricardo Vieira, al restaurante Riviera, en el puerto principal, donde estaba almorzando la plana mayor de Senagua, encabezada por su extitular, Walter Solís.

A él tenía que entregarle el mensaje de que habría una gratificación económica para ellos a cambio de los contratos.

Gustavo M. admite delito

A las 11:00 le correspondió rendir testimonio anticipado al abogado Gustavo M., quien es procesado por ser el intermediario en el pago de coimas.

En la audiencia admitió haber cometido el delito de asociación ilícita, junto con el exgerente de transportes de Petroecuador, Ramiro C. (también procesado y detenido), y Claudemir Dos Pasos, exapoderado especial de Odebrecht en Ecuador.

Indicó que su participación fue en calidad de intermediario en las transferencias de la constructora.

Los valores que recibió para transferir fueron 310.00 euros y más de $ 250.000, que entregó a Ramiro C., una parte en Ecuador, y otra en Miami, Estados Unidos.
José T. reconoce coimas en proyecto Pascuales-Cuenca

En la tarde rindió su testimonio anticipado José T. ante el juez Miguel Jurado. En su intervención se mostró avergonzado y arrepentido por su participación en el delito.

Reconoció que fue intermediario de Odebrecht para recibir información privilegiada por parte de la Gerencia de Transportes de Petroecuador sobre el poliducto PascualesCuenca. Los datos luego eran enviados a la constructora.

El contrato del poliducto finalmente fue firmado entre Ramiro C. y Odebrecht.

José T. reconoció que abrió una offshore en Panamá y una cuenta en el Sai Bank  para recibir el dinero de la constructora.

Con ese dinero pagó a Marcelo Cevallos, coordinador de la comisión del proyecto Pascuales-Cuenca entre $ 800.000 y un millón de dólares en su casa.

Otro de los beneficiarios habría sido Rony Melo, coordinador general de contratos de la Gerencia de Transportes de Petroecuador, a quien le dio $ 25.000 en Guayaquil para que agilice la incorporación de anexos al contrato Pascuales-Cuenca.

Además Odebrecht puso a disposición de José T. una offshore con $ 400.000 para hacer transferencias. (I)

21-09-17-cortenacional-1 21-09-17-cortenacional-2 21-09-17-cortenacional-3 21-09-17-cortenacional-4 21-09-17-cortenacional-5 21-09-17-cortenacional-6 21-09-17-cortenacional-7

---------------------------

Fiscal complacido con testimonios anticipados

Para el fiscal general del Estado, Carlos Baca Mancheno, los cuatro testimonios anticipados que receptó el juez Miguel Jurado ayer han “permitido confirmar la teoría que tiene la Fiscalía” sobre el presunto delito de asociación ilícita en el caso Odebrecht y que se vaya sustentando la acusación.

Indicó que está en vigencia la autorización judicial para que el USB entregado a la Fiscalía por el excolaborador cercano de Ricardo R., Alfredo A., sea incorporado al proceso, por lo que así se debe proceder.

Para hoy a las 08:30 se ha convocado a una diligencia en el departamento de Criminalística de la Policía, en Quito, para extraer la información de ese dispositivo, ante los actores procesales del caso. (I)

Etiquetas:

ENLACE CORTO

Banner

Últimas noticias

Google Adsense

 

Twitter ET