Martes, 24 Enero 2017 00:00 Justicia

El cartel de Los Zetas está detrás del entierro de 56 cuerpos en fosa clandestina

El cartel de Los Zetas está detrás del entierro de 56 cuerpos en fosa clandestina
Foto: proceso.com.mx
AFP

Restos de 56 personas fueron hallados en una fosa clandestina de México que fue localizada por las autoridades en febrero de 2016 en Nuevo León (noreste), una región fronteriza con Estados Unidos donde carteles de narcotraficantes se disputan el territorio.

La fosa se encuentra en las faldas del Cerro del Fraile, en el Municipio de García, vecino de la industrial ciudad de Monterrey.

Desde que la fosa fue hallada, “personal de Servicios Periciales de la Procuraduría trabaja en la identificación de fragmentos óseos y piezas dentales encontrados”, indicó la fiscalía en un comunicado.

De ellas, 24 personas fueron reportadas como desaparecidas en 2010 y ya fueron identificadas con análisis de ADN, mientras la entrega a sus familiares está en proceso. Las otras 32 víctimas siguen en estudio.

Fuentes policíacas, que pidieron el anonimato por no estar autorizadas a dar declaraciones a la prensa, aseguraron que estas 56 personas fueron víctimas del sanguinario cartel Los Zetas.

Fundados en los años noventa por militares de élite desertores, Los Zetas se disputan el territorio de Nuevo León con sus rivales del Golfo y tienen la costumbre
-como muchas otras bandas- de enterrar a víctimas en fosas clandestinas.

En 2010, la zona metropolitana de Monterrey comenzó a vivir una época violenta de asesinatos debido al enfrentamiento entre esos dos bandos, además de batallas esporádicas con el cartel de los Arellano Félix.

Las autoridades de Nuevo León también investigan una fosa del rancho Las Abejas, del municipio de Salinas Victoria, donde encontraron decenas de miles de fragmentos óseos que corresponden a 31 personas.

Desde 2006 se han registrado 170.000 asesinatos y más de 28.000 desaparecidos, aunque estas cifras oficiales no especifican cuántas fueron víctimas de la violencia relacionada con el crimen organizado.

Uno de los crímenes más sonados de Los Zetas fue el 24 de agosto de 2010, un sobreviviente denunció la masacre de 72 migrantes, la mayoría centroamericanos y algunos sudamericanos, en un rancho de Tamaulipas.

Crímenes en otro balneario

Con doce asesinatos en dos días, aparentemente atribuidos a un cartel, Manzanillo, en el oeste de México, se convirtió en el tercer balneario turístico del país que esta semana fue víctima de ataques de organizaciones criminales, tras los mortíferos tiroteos de Cancún y Playa del Carmen.

La madrugada del sábado, siete cadáveres fueron hallados en un taxi abandonado en la carretera. “Lo que encontramos es que están mutilados, al parecer decapitados y entre ellos hay una víctima femenina”, dijo Carlos Heredia, comandante de la Policía municipal de Manzanillo, al explicar que en los vidrios del vehículo había un mensaje firmado por el poderoso cartel Jalisco Nueva Generación.

El domingo, otros cinco cadáveres fueron hallados entre arbustos de un terreno en la carretera Manzanillo-Minatitlán, confirmó la fiscalía. Se encontraban amontonados y semidesnudos. “Al parecer los vinieron a lanzar aquí. Fueron torturados y los responsables dejaron dos cartulinas verdes firmadas también por el cartel Jalisco Nueva Generación”.

De acuerdo con registros de la Policía de Manzanillo, en los últimos seis meses se han incrementado sensiblemente los asesinatos como parte de disputas internas en Jalisco Nueva Generación. (I)

ENLACE CORTO

Banner

Últimas noticias

Promo

Google Adsense