Las Empanadas de Nico ofrece su sabor casero en 26 locales

| 24 de Agosto de 2017 - 00:00

Todo  empezó en 2011  cuando Nancy Andrade Miranda quería poner en marcha un negocio y convertirse  en una mujer emprendedora. Ella vivía en Quito cuando se le ocurrió la idea de instalar el negocio de las empanadas de Nico. Un reconocimiento a su hijo, Nicolás Calle, a quien reconoce como un joven alegre. Él tiene 19 años de edad y recuerda que un día su padre le pidió posar en el letrero del primer local que instalaron. “Lo hice con mucha naturalidad”.

Ahora que  el negocio de la familia lleva su nombre dice que siempre estará dispuesto a impulsarlo.

Pero Nico no solo es el nombre que se le da al negocio de las empanadas, sino también al local de venta de costillas asadas.

    La especialidad son las costillas de cerdo ahumadas bañadas en salsa BBQ. El negocio está ubicado en P. Icaza y Córdova, en plena zona céntrica y bancaria. Ahí se  ofrece una variedad de alimentos como pollo y  corvina frita.

El negocio nació con la venta de  empanadas solo a personas cercanas, dice Calle. Pero amigos y familiares de esas personas preguntaban en dónde las vendían. 

“Fue ese sabor casero el que le agradó a la gente y les permitió crecer y abrir sucursales dentro y fuera de la ciudad. En total tienen 26 locales, en donde venden empanadas de queso, carne, pollo y mariscos.

Yolanda Barcos, quien trabaja en una institución bancaria, asegura que compra estas empanadas desde hace 5 años.

“Son de buena calidad y tienen el sabor de la casa”, asegura. (I) 

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: