Jueves, 29 Diciembre 2016 00:00 Guayaquil

Los trabajos del paso a desnivel de la avenida de las Américas cuestan $ 2,7 millones

La reconstrucción de 2 puentes complica el tráfico en Guayaquil

Personal de la ATM controla el tránsito de la Av. de las Américas, cerca de la Universidad Vicente Rocafuerte.
Personal de la ATM controla el tránsito de la Av. de las Américas, cerca de la Universidad Vicente Rocafuerte. Foto: William Orellana / El Telégrafo

En ninguna de las dos obras los peatones han sido considerados. En Las Esclusas los ciudadanos arriesgan la vida para cruzar la calle.

Redacción Guayaquil

Susana Quiñónez, del sector de Fertisa, en el sur de Guayaquil, tiene por costumbre caminar hasta el mercado Las Esclusas y, para ello, debe cruzar la avenida 25 de Julio, al pie de las obras en el paso a desnivel de la avenida Raúl Clemente Huerta (Las Esclusas).

Ese punto es uno de los más congestionados en Guayaquil, no solo por la cantidad de buses urbanos, camiones y autos familiares sino también por el alto grado de desorden. En los estrechos carriles de sentido norte-sur, no se observa a ningún agente de tránsito, tampoco hay semáforo que permita el paso de los peatones.

“Toca hacerlo a la antigua”, reconoce Quiñónez mientras esquiva a los automotores, entre pasos y trotes, en su afán de cruzar hacia el mercado municipal.
Aquí, choferes y peatones se ‘torean’ mutuamente para cruzar las intersecciones de las avenidas 25 de Julio y Las Esclusas.

Desde el 14 de noviembre pasado, el Cabildo interviene el paso a desnivel debido al deterioro de las bases de la estructura. Como parte de la primera fase se retiraron los 12 pilares que sostenían 30 m de longitud de losas de ambos carriles.

Hasta el pasado fin de semana, la contratista Pamela Luna continuaba con la instalación de los nuevos pilares, los cuales son más altos que los anteriores. Este puente se rehace por un millón de dólares.

“La intervención solo se debió al estado de las bases. El resto de la estructura (losas y rampas) estaban en buen estado”, afirmó Freddy Granda, jefe de Planificación de la Autoridad de Tránsito Municipal (ATM) de Guayaquil.

Las labores, que se extenderán hasta abril de 2017, se ejecutan en dos fases. La primera consistirá en construir los carriles que van en sentido sur-norte y, posteriormente, seguirá el tramo norte-sur.

Desde el inicio de las obras, la ATM implementó medidas que incluyeron el desvío de 6 líneas de buses para evitar congestionamientos.

Sin embargo, esto provocó que los atascos se trasladaran hacia las rutas alternas: Av. Las Esclusas, Av. Domingo Comín y Av. Roberto Serrano. En la intersección de la Av. 25 de Julio y Av. Las Esclusas se observó solo a un agente de la ATM coordinando el tráfico sur-norte.

Mientras, en el tramo norte-sur, los peatones cruzan la calle con vehículos en plena circulación.

Los ciudadanos consultados dijeron que en horas pico la vigilancia se incrementa, pero exigieron que la ATM asigne agentes durante todo el día. En el otro extremo de la ciudad, en el norte, la situación del tráfico vehicular en la Av. de las Américas ha empeorado durante las últimas semanas.

A la altura de la Universidad Laica Vicente Rocafuerte, el consorcio Paso Av. Américas, integrado por Nobahorm Constructora Noboa y Metales Inyectados Metain, levanta un nuevo paso a desnivel.

La estructura reemplazará al tramo que colapsó hace 8 meses durante el terremoto. El nuevo puente será metálico, tendrá una extensión de 140 metros y su costo es de $ 2,7 millones. No obstante, la obra no se realizó en el tiempo ofrecido inicialmente por el alcalde Jaime Nebot, quien aseguró que el puente estaría en 6 meses, por lo que debía ser entregado en octubre de este año.

“Será contratado en 30 días”, señaló el burgomaestre luego del colapso de la estructura el 16 de abril. Pero la contratación se dio recién en septiembre. Mientras tanto, los conductores deben lidiar con los congestionamientos que se extienden hasta la intersección con la Av. Juan Tanca Marengo.

En una extensión de aproximadamente 2 km, los vehículos llegan a demorar hasta 20 minutos para arribar hasta el coliseo Voltaire Paladines, en sentido norte-sur. (I)

ENLACE CORTO

Banner

Últimas noticias

En las redes

Portada

Lea la edición impresa

Portada impresa