Lunes, 03 Octubre 2016 00:00 De7en7

Turismo

Curitiba, la ciudad verde

Curitiba, la ciudad verde

La ciudad brasileña tiene espacios verdes bien cuidados y un transporte público eficiente.

Redacción de7en7

La capital del estado brasileño de Paraná, Curitiba, es una ciudad ejemplar. Considerada la urbe de mayor calidad de vida de Brasil y una de las ciudades más limpias de Sudamérica, esta metrópoli ha diseñado un proyecto urbanístico y ecológico digno de admiración que combina los parajes naturales con una nueva y vieja tradición arquitectónica.

Esta urbe brasileña se convirtió en los años noventa en emblema de ciudad ecológica. La consolidación del modelo Curitiba ha sido posible gracias a más de treinta años de desarrollo de un nuevo proyecto urbano promovido por un amplio equipo multidisciplinar de arquitectos, urbanistas, ingenieros, geógrafos, economistas, abogados, sociólogos, historiadores y otros técnicos. La continuidad de este proceso realizado por etapas constituye un magnífico precedente en América Latina.

 La clave del modelo de Curitiba es su elaborado sistema de transporte público, interpretado como columna vertebral del funcionamiento de la ciudad. Con los años, este sistema se fue perfeccionando hasta llegar a los autobuses biarticulados rojos que circulan por un carril propio y disponen de estaciones tubo. El buen funcionamiento del sistema se basa en el carril para autobuses con semáforos sincronizados y en las paradas tubo en las que se dispone, de forma anticipada, del billete y se embarca a la altura del autobús de manera inmediata con pequeñas pasarelas que se despliegan entre el vehículo y las plataformas. Todo ello permite que funcione con la rapidez y eficacia de una línea de metro.

Lo que es más sorprendente del eficaz sistema de transporte público de Curitiba es que la propiedad de los autobuses pertenece a una decena de empresas privadas distintas.

El modelo de Curitiba es de un ecologismo desarrollista, defensor de un desarrollo sostenible o de modernización ecológica.

Curitiba es la séptima ciudad en tamaño y la más verde de las capitales del Brasil; fue catalogada como uno de los mejores lugares para vivir en este país.  Con frecuencia, sirve de ejemplo por sus enormes esfuerzos en el tema de conservación y sostenibilidad.

En la década de los setentta, la ciudad comenzó a desarrollar un plan urbano a largo plazo, con el fin de adaptarse a un futuro crecimiento, fomentando los espacios verdes y un ambiente limpio.

El transporte público se dividió de manera eficiente en círculos concéntricos dentro de los corredores comerciales.

El caso de Curitiba es interesante desde el comienzo, puesto que sus habitantes se preocuparon siempre por la contaminación del aire, los problemas de movilidad, el agua sucia y  las basuras, de tal forma, que las autoridades se vieron presionadas para innovar y lograr así un lugar más verde, más limpio y más amable para vivir.

La calidad del ambiente es, cada vez más, un elemento importante para atraer visitantes que no solo son turistas, sino del mundo de los negocios y las inversiones.

Curitiba cuenta con un promedio de 52 m2 de espacios verdes por persona. Se han sembrado más de 1,5 millones de árboles a lo largo de las vías de la ciudad y existe una red de 28 parques y bosques.

Cerca de 2,3 millones de personas utilizan, diariamente, el sistema de transporte público que es bastante económico y rápido.

Curitiba, según los urbanistas, no solo ha trabajado por ser una ciudad bonita, sino eficiente.

Etiquetas:

ENLACE CORTO

Banner

Últimas noticias

Twitter

Twitter

epaper

Google Adsense