La ministra de Vivienda ocupará estas funciones mientras dure la ausencia temporal de Jorge G. por su situación jurídica

María Alejandra Vicuña se encarga de la Vicepresidencia

- 05 de octubre de 2017 - 00:00
Foto: Cortesía

Mediante Decreto Ejecutivo 176, el Jefe de Estado anunció que la funcionaria, durante su mandato temporal, tendrá que hacer el seguimiento de la consulta popular. En tanto que en las dependencias de la institución existe tensión entre los empleados y funcionarios por cuanto empezaron a llegar las notificaciones de despido por parte del Ministerio de Trabajo.

El anuncio lo efectuó en la tarde de ayer el secretario de la Presidencia, Eduardo Mangas, en su cuenta de Twitter. “@Lenin ha encargado la Vicepresidencia de la República a la compañera @Marialevicuna, por la ausencia temporal del VP Jorge Glas”, escribió el funcionario.

De esta forma, la ministra de Desarrollo Urbano y Vivienda, María Alejandra Vicuña, asume temporalmente el despacho.      

La disposición del Mandatario se efectuó, mediante decreto ejecutivo 176, tomando como fundamento el artículo 150 de la Constitución de la República, que establece, en caso de ausencia temporal de quien ejerza la Vicepresidencia, su reemplazo por una ministra o un ministro designado por el Jefe de Estado.    

El encargo, según el decreto, será mientras dure la ausencia temporal del Segundo Mandatario. Además, Vicuña tendrá a su cargo el seguimiento del proceso de consulta popular.

Horas antes de su encargo, durante un conversatorio con medios de comunicación, Moreno informó que pidió a su equipo de abogados de la Presidencia que le proporcionasen “el mecanismo a implementar para suplir” la ausencia del Jorge G. a pesar de que el Vicepresidente decidió hacer uso de sus vacaciones mientras dure la prisión preventiva en la Cárcel 4. “Una persona que está encarcelada no puede cumplir con la función de Vicepresidente”, sostuvo el Mandatario.

Despidos en Vicepresidencia

Mientras tanto, desde ayer la tensión entre los empleados y funcionarios de la Vicepresidencia creció debido a los primeros despidos que se produjeron.

Hasta agosto, según la página web, existían en nómina 228 trabajadores. Sin embargo, desde que el presidente Lenín Moreno le retirara las funciones a Jorge G., el pasado 3 de agosto, comenzó la preocupación en los departamentos.

La semana pasada, el ministro de Trabajo, Raúl Ledesma, informó que en la Vicepresidencia se desarrolla la “desvinculación normal” respecto a las vacantes no ocupadas.

Lamentó que exista una campaña mediática que “trata de ver que hay algo dirigido a Vicepresidencia y de ninguna manera lo hay”.

Señaló que esas medidas se producen por el Decreto Ejecutivo 135, donde se expiden las normas de optimización y austeridad del gasto público de los ministerios y secretarías, incluida la Vicepresidencia.

Allí se establece el proceso de depuración institucional, así como la eliminación de las vacantes, asuntos que son llevados adelante por el Ministerio de Trabajo y la Secretaría Nacional de Planificación y Desarrollo (Senplades).

Con ese justificativo, la noche del martes (23:00) a Ricardo (nombre en reserva), un funcionario de Relaciones Públicas, le llegó un correo electrónico donde se le notificaba la terminación de su contrato de servicios ocasionales.   

“Me cayó de sorpresa. No tuve notificación por parte de Talento Humano, solo vi que era un documento enviado por el Ministerio de Trabajo”, lamentó.

Afirmó que los únicos que continúan con sus labores son los funcionarios de carrera. En su departamento eran 24 personas y ahora son solo 6.

Lorena, otra funcionaria despedida, comentó ayer que en los departamentos Administrativo y de Despacho también hubo reducciones “considerables”.

Ambos lamentan que presentaran hojas de vida en otras instituciones, luego de conocer la situación de Jorge G., “pero por ser de Vicepresidencia nos cierren las puertas”.

Ayer, por ejemplo, en la dependencia del Centro Histórico hubo hermetismo y preocupación por parte de los trabajadores, que acudieron por última vez a realizar los trámites legales para terminar con sus servicios.

EL TELÉGRAFO buscó la versión del Ministerio de Trabajo sobre la situación. Sin embargo, se informó que el único que da declaraciones es el ministro, quien actualmente está en EE.UU.

Seguridad en la cárcel N° 4

En los exteriores de la cárcel N° 4 no se registró mayor movimiento. Foto: John Guevara /  EL TELÉGRAFO

Mientras tanto, a la cárcel N° 4, donde se encuentra Jorge G., 2 personas llegaron en la mañana para visitarlo: su abogado Eduardo Franco Loor y uno de sus hermanos.

La presencia del Segundo Mandatario en ese centro motivó el incremento de la seguridad en los alrededores.

Jorge G. sigue con la seguridad militar habitual asignada porque continúa siendo Vicepresidente de la República, indicó un oficial, quien añadió que el grupo de protección está integrado por 60 efectivos.

Uno de los militares que custodiaba las afueras del sitio sostuvo que el equipo se mantiene con relevos de personal de vigilancia cada 6 horas, en el interior y exterior.

Asimismo, 3 hombres de la Unidad de Mantenimiento del Orden (UMO) de la Policía se incorporaron al resguardo del perímetro del edificio, con la consigna de mantener libre el espacio de posibles manifestantes en la puerta principal del recinto, de manera que no se interrumpan las actividades del lugar.

Sin embargo, los agentes señalaron que no registraron novedades ni concentraciones de personas o amigos del Vicepresidente.

La directora del centro, Nancy Cárdenas, no dio declaraciones a la prensa, solo respondió a través de un guardia que todo pedido de información debe canalizarse por medio del Ministerio de Justicia.

Uno de los guías penitenciarios explicó que los visitantes solo pueden ingresar los sábados de 09:00 a 15:30, previo a la revisión de la lista que debe enviar el interno con los nombres de 10 personas.

En base a ese listado se permite el ingreso de 2 personas por turno, lo cual es obligatorio para todos los internos, ya que no hay ninguna disposición para que en el caso del Vicepresidente se proceda de diferente manera.   

La mañana de ayer el hermano del Vicepresidente llegó, como el día anterior, pasadas las 09:30 y estuvo en el interior por más de una hora. Al salir no quiso decir nada y se marchó en compañía de uno de los custodios de las Fuerzas Armadas, que lo escoltó hasta su vehículo. El policía encargado de registrar a las personas que entran aclaró que Heriberto G. puede pasar ya que tiene una credencial activa de abogado.

Un jurista, que prefirió la reserva de su nombre y que salió del sitio luego de hablar con su cliente, afirmó que pudo observar al Vicepresidente de buen ánimo, caminando por los pasillos, “es muy educado, además saluda y conversa con todos muy cordialmente”.

El militar que estaba de turno en las afueras comentó que el sábado la seguridad se intensificará por precaución.

El segundo día de prisión del Segundo Mandatario transcurrió sin mayor novedad y según los guías consultados no hay orden para que se lo trate de manera especial, salvo la de garantizar su integridad.

La ministra de Justicia, Rosana Alvarado, aseguró que él cuenta con todas las garantías para resguardar su integridad. “Se sigue tratando del Vicepresidente de la República, así que en ese sentido es tratada su situación”. También recalcó que su salud será monitoreada constantemente para evitar cualquier contratiempo en este sentido.

La funcionaria detalló que la celda que se le asignó fue adecuada hasta que dure el proceso legal y que continúa rodeada por el grupo que lo protege. “Todo lo que sucede con respecto a este caso es nuevo, pero no podemos dejar de contemplar la seguridad a la que tiene derecho”.

Bloque de Alianza PAIS emitió un comunicado

Durante la noche del martes el bloque legislativo de Alianza PAIS emitió un comunicado, en el que demandó el respeto al debido proceso al Vicepresidente. “Nos mantenemos firmes en la convicción de que es la administración de justicia la encargada de establecer la verdad en este caso”.

El comunicado se emitió horas después de que sostuvieron una reunión que duró cerca de 5 horas y en la que al final no emitieron pronunciamiento alguno respecto al Segundo Mandatario. (I)

DATOS

El 3 de agosto, el presidente Lenín Moreno le retiró las funciones al vicepresidente Jorge Glas. Desde allí la preocupación laboral de los funcionarios aumentó.

Luego de esa fecha, el Ministerio de Trabajo ejecuta los reajustes laborales en la Vicepresidencia, con base al Decreto de Austeridad del Sector Público, que firmó días atrás el Presidente.

La Corte Nacional de Justicia, el pasado 2 de octubre, dictó la prisión preventiva a JG, luego de que fuera implicado por la Fiscalía en el caso de asociación por coimas de Odebrecht.  

El Segundo Mandatario permanece en la Cárcel Nº 4, ubicada en el sector de El Condado, al norte de Quito.

Desde esta fecha anunció que solicitó vacaciones mientras dure la prisión preventiva, sin embargo ayer el Mandatario designó a su reemplazo. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: