Una de 20 estructuras planificadas se Inauguró

La planta de aguas residuales opera con 9 meses de retraso

- 09 de febrero de 2017 - 00:00
En la zona de tratamiento biológico, las aguas negras son sometidas a bacterias que descomponen la materia.
Foto: Carina Acosta / EL TELÉGRAFO

La capital completó ayer el primero de 20 pasos programados para la recuperación de sus quebradas y ríos.

El alcalde Mauricio Rodas inauguró la planta de tratamiento de aguas residuales (PTAR) de Quitumbe (en el sur), cuya construcción inició en noviembre de 2013, en la administración de Augusto Barrera.

La infraestructura debía iniciar operaciones en mayo de 2016 (hace 9 meses), pero hubo dificultades.

José Burbano, subgerente de Construcciones de la Empresa Municipal de Agua Potable, dijo en enero a EL TELÉGRAFO que la situación era por retrasos en la negociación de un pedazo de terreno que pertenecía a la Federación Nacional de Cooperativas de Transporte de Pasajeros (Fenacotip).

El predio equivale al 15% de la obra, que tiene una extensión total de 1,5 hectáreas (ha). En ese espacio se construyeron el edificio administrativo, los parqueaderos y los clarificadores de lodo.

El Cabildo busca un socio privado para la construcción de una estructura similar, aunque más grande, en el sector Vindobona, en el extremo norte de la urbe. Rodas ejemplificó que si la planta inaugurada ayer tiene una capacidad para tratar 100 litros por segundo (l/s), la que se planea construir podrá procesar 7 mil l/s.

Mientras en la planta de Quitumbe se invirtió $ 13 millones, para su similar de la Mitad del Mundo se requieren $ 900 millones.

La cifra equivale a $ 300 millones más de lo que la Alcaldía anterior planeaba utilizar en el proyecto de descontaminación de cauces naturales de Quito.

Entre tanto, el proyecto acumula retrasos. La administración de Barrera tenía previsto que hasta el próximo año se construyan 9 de las 20 plantas de este tipo en el Distrito Metropolitano.

La obra en el sector del Beaterio (también en el sur) debía, por ejemplo, iniciar en el primer semestre de 2014. Rodas dijo ayer que en 2019 culminaría el proceso de descontaminación total de los ríos y quebradas de la zona sur.

En Quito, el 80% de las aguas servidas es domiciliario. (I)  

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: